www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

Restricciones, sí; confinamiento, no

viernes 18 de septiembre de 2020, 19:23h

La alarmante situación de la expansión del coronavirus en la Comunidad de Madrid, la región con más rebrotes de Europa, ha obligado al Gobierno de Díaz Ayuso a tomar medidas drásticas. El argumento de la presidenta es tan acertado como valiente. Se puede atajar drásticamente la propagación del virus con la restricción de movilidad en las 37 zonas con más incidencia, la reducción de aforos al 50 por ciento y de reuniones a un máximo de seis personas, el cumplimiento de las cuarentenas de los enfermos y la realización de un millón de pruebas para localizar a los infectados.

La presidenta de la Comunidad ha asegurado que con estas medidas se puede frenar la propagación sin perjudicar gravemente a la economía, lo que ocurriría si se aplicara de nuevo el confinamiento o el estado de alarma.

No va a resultar fácil. Para que las medidas puedan cumplirse, la Comunidad necesita el apoyo de los Ayuntamientos y sus policías locales y, naturalmente, de la colaboración del Gobierno que se pondrá en marcha el lunes cuando el presidente del Gobierno, en un gesto que le honra, se trasladará a la Puerta del Sol para reunirse con la presidenta de la Comunidad.

Ha sido valiente Díaz Ayuso al intentar mantener en lo posible la actividad económica y frenar, al mismo tiempo, la expansión del virus. Porque el estado de alarma de Pedro Sánchez fue eficaz para atajar la propagación de la enfermedad, pero desastroso para la economía. Y eso es lo que quiere evitar la Comunidad de Madrid. No deja de ser un ensayo valiente. Hay que esperar que, en efecto, las medidas frenen la enfermedad sin alterar la vida laboral.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (4)    No(0)

+

0 comentarios