www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

PANDEMIA

Se extienden los enfrentamientos en Italia por los cierres de la hostelería

Se extienden los enfrentamientos en Italia por los cierres de la hostelería
Ampliar
lunes 26 de octubre de 2020, 23:15h
Las protestas, con algunos actos violentos, se han desarrollado en varias ciudades.

La pasada semana Nápoles se convirtió en el epicentro de las protestas italianas contra el decreto gubernamental que obliga a que los bares y restaurantes cierren a las 18:00 horas. Las batallas campales entre los manifestantes y los efectivos policiales dejaron imágenes y escaramuzas que avisarían de lo venidero. Porque la hostelería transalpina no está para bromas y este lunes se han reproducido y expandido las algaradas.

En las calles de Milán se han manifestado centenares de personas que no comprenden como viables las restricciones introducidas por el Ejecutivo para frenar la expansión de la segunda ola del coronavirus. En este caso se desarrollaron lanzamientos de bengalas y petardos contra la Policía. Algunos de los manifestantes, con el rostro tapado, atacaron la sede de la región de Lombardía.

Pertrechados con palos, piedras, botellas y petardos, incluso usaron los contenedores volcados a a lo largo de la calle Corso Buenos Aires. En esos enfrentamientos se ha registrado la detención de dos manifestantes y se ha atendido a un policía que ha resultado herido. Pero no se ha circunscrito este ambiente conflictivo a la urbe milanesa. Ni mucho menos.

También en el norte, en Turín, se han vivido escenas de guerrilla callejera. Algunos de los ciudadanos que marcharon en las protestas programadas se dedicaron a lanzar bengalas y petardos contra la policía, ya en la céntrica Plaza Castello. Por el camino había ido generando vandalismo, rompiendo escaparates de tiendas que serían saqueadas. Y un fotógrafo recibió una patada en la cabeza mientras realizaba su trabajo. En esa cuidad se practicaron en torno a diez arrestos.

De vuela al sur, a Nápoles, este lunes salieron a las calles de forma masiva los manifestantes. El centro de la marcha se congregó en la emblemática Plaza Plebiscito. Después se trasladarían hacia la sede de la región para pedir la dimisión del presidente, Vincenzo de Luca. En esta región no se registraron problemas de orden público, al contrario que hace días.

Asimismo, las calles de Trieste (norte) han acogido enfrentamientos entre asociaciones de pequeños empresarios y comerciantes contra las fuerzas policiales. Y la sede de la Delegación de Gobierno sufriría ataques con objetos y bengalas. Antes estos sucesos tomaría la palabra el presidente de la región a la que pertenece Trieste, Friulia Venezia Giulia. Massimiliano Fedriga y el alcalde, Roberto Dipiazza, censuraron las actitudes violentas y destacaron "la participación de miles de personas pacíficas, que expresaron su disconformidad de manera civil y serena". Y denunciaron la actividad de "alborotadores, que nada tienen que ver con ellos, y que han tratado de envenenar el clima alimentando tensiones innecesarias".

En resumen, Italia ha salido más a la calle para batallar contra el decreto gubernamental que ordenó a los restaurantes, bares, "pubs", heladerías y pastelerías abrir, si quieren, desde las 05:00 a 18.00 horas. Esa medida también afecta al cierre de teatros, cines, salas de concierto, gimnasios, piscinas, balnearios, centros culturales, centros sociales, centros recreativos, salas de bingo, casinos y parques de atracciones. Al tiempo que los datos reflejan una tasa diaria de contagio de 20.000 personas.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (2)    No(0)

+

0 comentarios