www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

CONGRESO

Aviso de Podemos al Gobierno: por primera vez rompe la unidad de voto con el PSOE

Aviso de Podemos al Gobierno: por primera vez rompe la unidad de voto con el PSOE
Ampliar
(Foto: EFE/ Fernando Alvarado)
viernes 27 de mayo de 2022, 09:58h

El Ejecutivo logró sacar adelante la ley audiovisual gracias a la abstención del PP.

Unidas Podemos se ha desvinculado este jueves por primera vez de un proyecto de ley del Gobierno de coalición en lo que va de legislatura, al abstenerse en la votación la nueva ley audiovisual, que ha salido adelante en el Congreso con la abstención de la formación morada y también la del PP y el voto en contra de ERC.

Esta aprobación de la norma in extremis, con el fin de cumplir con una transposición legislativa que exigía Bruselas, muestra al desnudo la debilidad del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en el Congreso.

Fue el broche para una jornada bronca, la del jueves, en la que Sánchez disparó en todas las direcciones, sin contentar a nadie. Si bien Podemos estaba molesto con el PSOE por lo que consideran una “deslealtad”, por no tener en cuenta a los productores audiovisuales en la nueva ley, los apoyos independentistas para la legislatura exhibían un enfado monumental con el Gobierno.

Fue zarandeado, en definitiva, el presidente del Gobierno, por todos los grupos parlamentarios, a derecha e izquierda, amigos y enemigos.

Comparecía el presidente a las nueve de la mañana, con la intención de zanjar de una vez el llamado caso Pegasus, a petición de grupos parlamentarios como ERC o Bildu. Pero, en vez de dar explicaciones a sus socios de investidura, Sánchez se enfrascaba en una larga diatriba contra el principal partido de la oposición, el Partido Popular, lo que dejaba anonadados a los independentistas, que subían al estrado con una mezcla de estupefacción e indignación.

No les había dado un solo dato, no les había ofrecido ninguna explicación sobre el espionaje a líderes del 1 de octubre, entre ellos el presidente de la Generalidad, Pere Aragonés, de ERC. “¿Usted sabe lo que ha hecho hoy?”, le preguntaba Gabriel Rufián, al comienzo de una durísima intervención en la que acusaba de espionaje político al hombre que su partido había logrado aupar, mediante la abstención, hasta el Palacio de la Moncloa.

Rufián se preguntaba: si espiaban al independentismo por ser una amenaza para el Estado, como los "delincuentes y los yihadistas", ¿por qué entonces negociaban una legislatura con ellos? "Espiaban a la ERC mientras negociaban con usted una legislatura", sentenciaba el líder de los separatistas republicanos, que a su vez advertía a Sánchez: “Está abriendo una puerta peligrosa”.

Fue también el tono de EH Bildu y otros aliados parlamentarios del Gobierno como Más País, que cargaron contra el Ejecutivo por espiar a sus propios socios parlamentarios a través de Pegasus y pusieron en duda que controle al Estado "profundo", a las "cloacas", en un país donde ha habido "guerra sucia" y "terrorismo de Estado".

Tras esta batalla parlamentaria que dejó solo a Sánchez, esta mañana la portavoz parlamentaria del Partido Popular, Cuca Gamarra, concedía una entrevista a la Radio Nacional de España en la que valoraba el ofrecimiento del presidente del Gobierno para aprobar una nueva ley sobre el CNI que difícilmente podrá pasar el aprobado parlamentario sin los apoyos de la oposición.

El Partido Popular, ha dicho, siempre estará para fortalecer las instituciones del Estado. Sin embargo, a juicio de Gamarra, lo que se vio este jueves fue la extrema debilidad de Sánchez. Ha criticado la portavoz popular que el presidente tratase de convertir ayer el Congreso en un “barrizal”, y que ahora les pida ayuda tras haber “insultado al partido con el que busca el acuerdo”.

Calendario electoral

Con este panorama, el líder del PP, Alberto Núñez Feijóo, se reúne este viernes con diputados, senadores y eurodiputados de su partido, a los que marcará las líneas maestras de su labor de oposición al Gobierno de Pedro Sánchez con la vista puesta en el próximo calendario electoral.

Feijóo iniciaba este miércoles su andadura en el Senado y lo primero que hizo fue poner en su punto de mira a Pedro Sánchez, con el que espera tener un primer "cara a cara" parlamentario en la sesión de control del próximo 7 de junio.

Enfrente tendrá un presidente que debe resolver cómo terminar una legislatura junto a un aliado como Unidas Podemos, que también es un rival político, cómo contentar a unas formaciones separatistas como ERC o Bildu, que tratarán de obtener todo los beneficios posibles de la debilidad presidencial y, en fin, cómo tratar de darle la vuelta a las encuestas, que vaticinan un vuelco electoral favorable a un Gobierno de Alberto Núñez Feijóo.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios