www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

EDITORIAL

Pedro Sánchez, obsesionado por fulminar a Nuñez Feijóo

EL IMPARCIAL
domingo 14 de agosto de 2022, 09:41h

Pedro Sánchez ya no sabe qué hacer para frenar la escalada del PP en todas las encuestas. La última maniobra, que ya es la principal consigna de Moncloa para los socialistas, consiste en buscar o provocar el enfrentamiento entre Feijóo y Ayuso. Mientras el presidente goza de la paz del palacio de La Mareta, los pocos ministros que no se han ido de vacaciones se empeñan en atacar a su gran rival como único argumento de sus declaraciones. Da igual que hablen del plan de ahorro energético o de la inflación. Para ellos, el gran problema de España reside en la sumisión del líder de la Oposición ante el ímpetu de la presidenta de la Comunidad de Madrid.

La desfachatez resulta cómica. El Gobierno está hecho pedazos, con Podemos atacando constantemente al presidente y Yolanda Díaz haciendo la guerra por su cuenta. Y ése es, en efecto, uno de los mayores problemas de España: tener un Consejo de Ministros que parece el camarote de los Hermanos Marx, en el que los miembros del partido morado discuten dentro y fuera buena parte de las decisiones; incluso cuestionan los asuntos aprobados en el mismo Consejo de Ministros. Pero en la rueda de Prensa posterior, la portavoz del Gobierno, en lugar de explicar los temas tratados, ataca sistemáticamente al PP.

Pedro Sánchez, desesperado por el resultado de todas las encuestas independientes, que vaticinan una holgada victoria del PP frente al desplome del PSOE, ha decido destrozar la imagen de Nuñez Feijóo con la esperanza de restarle votos. No entiende que el nuevo líder del PP ha dado autonomía a los barones para que gobiernen con libertad las Comunidades Autónomas. Frente al falangista "prietas las filas" de los socialistas, los dirigentes del Partido Popular cuentan con libertad para actuar.

La estrategia socialista no parece tener éxito. Pero el gran problema del PP puede venir de otro lado. No de los reiterados insultos de los ministros y tertulianos de la izquierda a su partido ni a su líder. Si no de las oscuras maniobras que Pedro Sánchez prepara para fulminar al PP desde las Instituciones del Estado que ha asaltado. Nuñez Feijóo deberá estar atento. No puede celebrar la victoria hasta que se abran las urnas de las elecciones. Porque en el tiempo que queda de legislatura el presidente del Gobierno es capaz de todo, absolutamente de todo, con tal de mantener el poder.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (13)    No(0)

+
1 comentarios