www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

Blanco: "No podemos dejar que muera, procederemos de acuerdo a la ley".

El juez rechaza hospitalizar a Haidar, que no quiere tratamiento médico

lunes 07 de diciembre de 2009, 20:16h
El juez de Arrecife Jerónimo Alonso ha rechazado la hospitalización de Aminatu Haidar e, incluso, someterla a tratamiento médico en contra de la voluntad de la activista, que ha dejado claro que no quiere ningún tipo de asistencia sanitaria. Mientras, el Gobierno ha intensificado sus gestiones y contactos para buscar una solución a la situación de la activista, que hoy ha comenzado su cuarta semana en huelga de hambre en el aeropuerto de Lanzarote para exigir su vuelta a El Aaiún, la capital de Sáhara Occidental de donde fue expulsada por las autoridades marroquíes.

Después de que una comisión judicial acudiera al aeropuerto para comprobar su estado de salud, Haidar ha rechazado ser atendida por cualquier médico, ni siquiera por el facultativo Martín de Guzmán, quien de forma voluntaria la ha estado visitando desde el inicio de su protesta. "El juez me ha empujado a tomar la decisión de renunciar a toda atención médica", ha explicado Haidar en un comunicado justo después de que se anunciara que el juez tenía previsto mandar a otro médico para comprobar su estado, ya que hay informes contradictorios sobre los efectos en su salud de la huelga de hambre que mantiene.

Con todo, el juez de Arrecife ha acordado "no haber lugar al traslado forzoso de Aminatu Haidar a un centro hospitalario para que se valore su estado de salud o para que sea sometida a tratamiento médico contra su voluntad." Entre tanto, jueces y fiscales de la Audiencia Nacional han coincidido en que la activista podría ser alimentada de manera forzosa cuando pierda la consciencia, si bien han reconocido que no hay ningún precedente equiparable al de Haidar, que no está en situación de dependencia del Estado ni bajo otro tipo de tutela al ser mayor de edad.

Por su parte, desde el colectivo médico se ha señalado que ningún facultativo puede obligar a una persona a alimentarse y debe respetar su decisión aun cuando ponga en riesgo su vida. En todo caso, el Gobierno va a proceder de acuerdo con las leyes españolas porque no va a dejar que una persona "se muera por falta de alimentación", en palabras del ministro de Fomento, José Blanco.

El Ejecutivo continúa trabajando "intensamente" a través de múltiples contactos y gestiones diplomáticas en el marco de las Naciones Unidas, así como con otras instancias internacionales, para conseguir una solución aceptable a la situación de Haidar. Según el Ministerio de Asuntos Exteriores, este Departamento ha solicitado la colaboración tanto del secretario general de la ONU, Ban Ki Moon, como de la alta comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Navanethem Pillay.

También, el titular de Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, ha mantenido una nueva conversación telefónica con su homólogo marroquí y ha aprovechado una serie de contactos diplomáticos en Bruselas con la parte alauí para trasladar la preocupación del Gobierno español por este caso. Pero también se han producido contactos "constructivos" con Argelia y el secretario de Estado de Asuntos Exteriores, Ángel Lossada, se ha reunido con representantes del Frente Polisario para informarles de todas las iniciativas y gestiones del Gobierno español.

La situación de Haidar ha llegado un día más al Congreso de los Diputados, donde Moratinos, antes de trasladarse a Bruselas, ha explicado a los portavoces de los grupos todos los detalles del caso de la activista. Nada más concluir la reunión, el portavoz socialista, José Antonio Alonso, ha dado a conocer una proposición no de ley para, desde el consenso, pedir a Aminatu Haidar que continúe su lucha por otros medios diferentes a la huelga de hambre.

Blanco: "No podemos dejar que Haidar se muera"
El ministro de Fomento y vicesecretario de organización del PSOE, José Blanco, manifestó que el Gobierno de España no puede permitir que la activista saharaui Aminatu Haidar muera a consecuencia de la huelga de hambre que mantiene desde hace 22 días en la isla canaria de Lanzarote. "No podemos dejar que una persona se muera por falta de alimentación y, en ese sentido, y de acuerdo a nuestras normas y a nuestras leyes, se va a proceder", manifestó el ministro en Londres.

En declaraciones a los medios tras explicarle al ministro británico de Transporte, Andrew Adonis, las prioridades de su departamento durante la presidencia española de la UE en el primer semestre de 2010, Blanco dijo que se trata de "un tema muy difícil". "Se están haciendo esfuerzos diplomáticos desde el primer día. Es un asunto delicado y como tal tiene que ser tratado", dijo el ministro, quien añadió que "no podemos resolver un problema y crear otro problema; hay que intentar resolver los problemas dentro del diálogo del entendimiento y de la cooperación".

Blanco insistió en que el Gobierno seguirá buscando una salida satisfactoria para todos, utilizando "todos los mecanismos diplomáticos", y subrayó que se actuará de acuerdo con la ley. "Queremos que a través de los procedimientos judiciales, y siempre con respeto a la ley, se garantice que se pueda alimentar, llegado un momento determinado, porque no podemos dejar que una persona se muera por falta de alimentación", indicó.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.