www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

Narcotráfico en el aeropuerto de Barajas de Madrid

Juan Federico Arriola
domingo 12 de diciembre de 2010, 16:04h
A la memoria de mi tía, Bertha Arriola Haro, fallecida el 7 de diciembrede 2010 en Guadalajara, México.

El miércoles 8 de diciembre de 2010 hubo acontecimiento que llamó la atención de los medios de España y México: "Tres empleados de una aerolínea viajaban con 136 kilos de cocaína" (El País, 10 de diciembrede 2010, pág. 21). "Detienen en Madrid a tres sobrecargos de Aeroméxico con 136 kilogramos de cocaína" (La Jornada, 10 de diciembre de 2010, pág. 7).

No es la primera vez, que pasajeros mexicanos son detenidos en Barajas por el intento de traficar drogas en España, pero es la ocasión en la que más kilos de cocaína son decomisados en el aeropuerto internacional de Madrid. Los detenidos eran sobrecargos de Aeroméxico - la aerolínea ya les rescindió la relación laboral- que viajaban como pasajeros. De este hecho me surgen varias dudas: ¿era la primera vez que estos tres mexicanos, todos varones, traficaban drogas en España? ¿Cómo pudieron pasar los controles en el aeropuerto internacional de la Ciudad de México?¿Para qué cartel trabajaban? ¿Cuánto dinero pensaban percibir por el ilícito? Más allá de estas dudas, considero que gente como los ex sobrecargos de Aeroméxico le hacen una terrible fama a México. No sólo el país al que pertenezco, se ha hecho una imagen de violento sino de profundamente corrupto a pesar de que en México hay muchísima gente honesta que vive de su trabajo lícito. El embajador mexicano en España, Jorge Zermeño ha dicho por lo menos en dos ocasiones que le preocupa el incremento de mexicanos -hombres y mujeres- que enfrentan cargos penales por narcotráfico. Hace algunos años sólo había en prisiones españolas cinco mexicanos por este ilícito. Hoy son más de 300.

Es muy probable que los narcotraficantes responsables del envio de la droga, porque los ex sobrecargos sólo son mensajeros, hayan amenazado a los tres detenidos incluso antes del envio de la droga: cualquier delación se paga con la vida. Y si los narcotraficantes no tienen acceso para matar a los detenidos en prisiones españolas, sí tienen poderío para matar a sus familiares en caso de que digan la verdad: ¿quién los contrató? ¿Adónde llevaban la droga? Los tres mexicanos detenidos en Barajas el pasado miércoles, no pensaron en que la mercancía ilegal mataría a mucha gente, que el narcotráfico ha generado muchísima violencia en México...sólo pensaron en ganar dinero de manera tramposa. Ahora seguramente estarán presos varios años -no veo cómo la defensa legal con ayuda consular mexicana los pueda sacar del problema-para vergüenza de ellos, sus familiares y de México.

El miércoles 8 de diciembre regresé de Europa después de una breve estancia académica en Viena, Munich, Bilbao y Madrid. En el mismo avión en el que volé vino la droga, es decir, los ex sobrecargos volaron de la Ciudad de México a Madrid el martes 7 y llegaron al mediodía del 8 de diciembre. Ese mismo día a las 11.30 horas documentaba mi equipaje. A México llegó una de mis dos maletas negras completamente abierta y rota. Mi malestar lo dirigí en principio a la Policia Federal Mexicana adscrita al aeropuerto internacional de la Ciudad de México, después en contra de Aeroméxico...

Ahora comprendo, mi maleta inservible -está destruida- es muy parecida a la que utilizaron los ex sobrecargos. Quienes hayan roto y revisado mi maleta -muy probablemente en Barajas, mientras me tomaba un café con leche- sólo buscaban droga, dinero (producto de venta de droga) o armas. Sólo encontraron ropa, libros y documentos varios. No me robaron nada. Seguramente las autoridades españolas reforzaran las medidas de seguridad, y muy probablemente abrirán y romperán maletas de pasajeros que no son narcotraficantes. La guerra del narcotráfico que dejó diversos muertos en el estado natal de Felipe Calderón (Michoacán) durante la noche del miércoles 8 y a lo largo del 9 de diciembre entre un ejército de sicarios en 11 municipios y los policías federales, se extiende a España. La droga no sólo se desplaza a Estados Unidos, Europa es de suma importancia para la criminalidad organizada mexicana y utiliza igualmente a jóvenes sin educación y empleo que a sobrecargos ambiciosos y estúpidos que no piensan en el bien público de todos, sólo en su beneficio material efímero. Ahora tendrán mucho tiempo en prisión para leer literatura y criminología. Paradójicamente estarán más seguros en una prisión española que en cualquier prisión mexicana.

Juan Federico Arriola

Profesor de Derecho

Profesor de Derechos Humanos en la Universidad Iberoamericana, Ciudad de México.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(0)

+
0 comentarios