www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

MATANZA DE NUEVE FELIGRESES DE UNA IGLESIA

El asesino de afroamericanos en Charleston será ejecutado
Ampliar

El asesino de afroamericanos en Charleston será ejecutado

Dylann Roof, de 22 años, ha sido condenado a pena de muerte.

El debate racial y sobre la pena de muerte se han unido este martes. El tribunal federal de Charleston, sito en Carolina del Sur, Estados Unidos, ha decidido condenar a la pena capital a Dylann Roof, de 22 años, por asesinar a nueve feligreses de una iglesia afroamericana el 17 de junio de 2015. El condenado, que declaró durante el juicio que "todavía hoy siento que debía hacerlo", no mostró arrepentimiento durante el proceso.

Este es el paso final de la matanza que perpetró Roof para alimentar la fractura racial latente en la nación estadounidense y que ha sufrido un rebrote en el final de la legislatura de Obama. A pesar de la estratagema de la defensa, que definió la actitud del joven como "delirante" y "anormal", el jurado, conformado por 12 personas (nueve negros y tres blancos) adoptó una resolución unánime, apoyada por el juez Richard Gergel, que afirmó que el acusado estaba en pleno uso de sus facultades mentales. No en vano, a lo largo del proceso judicial, el autor del atentado confesó el móvil racista, pues confesó que eligió atacar aquel lugar por ser una de las congregaciones más antiguas e importantes en la defensa de los derechos civiles de los afroamericanos.

El trágico suceso, que aflige todavía a la Iglesia Africana Metodista Episcopal de Charleston, ya había conllevado la declaración de culpabilidad de Roof, en el diciembre pretérito, de todos los cargos que le conducían al encarcelamiento (un total de 33 causas, 18 de ellas relativas a la condena a muerte). El fiscal Nathan Williams aseguró durante aquella vista que el condenado es un hombre "de odio intenso" y la reconstrucción de los hechos expuesta relató que el veinteañero tomó asiento durante 45 minutos en el templo, pertrechado por un arma semiautomática, antes asesinar a nueve feligreses.

El condenado a muerte, definido en el arranque de 2017 como un "supremacista blanco frío y calculador" por los fiscales investigadores que condujeron a esta sentencia, inscribió su nombre en la larga y nefasta historia de violencia racista que aflige a Estados Unidos y, según apuntan las investigaciones, se acercó a su objetivo, pues deseaba desatar una guerra racial en su país a través de la tragedia destada. El inicio de la tenebrosa historia protagonizada por Roof sirvió para caldear, aún más, la tensión social entre la comunidad afroamericana y la policía y su desenlace, este martes, abre una nueva ventana de reflexión relativa a la aplicación de la pena capital en la democracia paradigmática de Occidente.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(0)

Comenta esta noticia
Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial
  • No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.
  • La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.
  • Tu dirección de email no será publicada.
  • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.