www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

Crónica económica

Histórico desplome de los beneficios empresariales

martes 27 de noviembre de 2012, 21:10h
El Banco de España recaba datos ofrecidos voluntariamente por las empresas. De modo que, aunque la muestra es amplia, no es representativa del conjunto de las empresas ya que, tal como advierte el órgano regulador, hay una sobre representación de las empresas grandes. Además, tenemos que tener en cuenta que en 2011 los beneficios empresariales ya se redujeron, en comparación con el año anterior, en un tercio (un 33 por ciento).

Pero lo que se puede decir es que ese desplome de los beneficios de casi el 60 por ciento, es histórico. El antecedente más cercano, según los datos recogidos por el Banco de España, es el del año 1993. Y no son datos del todo comparables, ya que entonces se hacía con una metodología diferente. Pero en 1993 España sufría una dura, aunque breve, crisis económica. Ahora España está en su quinto año consecutivo de crisis, 2013 será el quinto incluso según las previsiones del Gobierno, y 2014 según las últimas previsiones de la OCDE, apenas habremos escapado de la recesión.

Según se observa en el documento del Banco de España, las empresas han sufrido por el aumento de los costes de financiación, pese a la caída en los niveles de endeudamiento. Por otro lado, el valor añadido de las empresas ha caído hasta septiembre un 3,7 por ciento, mientras que el año pasado también cayó significativamente: un 1,1 por ciento.

En estas condiciones, las empresas se ven abocadas a seguir reduciendo costes, lo que se manifiesta en el despido de trabajadores, que sigue dándose. Y también se ven obligadas a posponer las decisiones de inversión, hasta que tanto su rentabilidad como la rentabilidad esperada y las facilidades de financiación sean otras.

Otra tendencia que se observa es el desahorro pronunciado de las empresas en los años del cambio del boom al crash, y el ajuste ya en los años de la crisis. En 2005 hubo todavía un ahorro neto de 3.912 millones de euros, pero en 2006 hay un desahorro neto de -8.820 millones, cae incluso a los -27.325 millones al año siguiente y en 2008 ya se empieza a ver el ajuste de las empresas, porque el desahorro neto se reduce hasta los -15.569 millones. Ya en 2009 las empresas volvieron a lograr un ahorro neto (9.855 millones de euros), que es ya muy importante en 2010 (31.513 millones) y 2011 (40.019).

El director general del servicio de estudios del Banco de España, José Luis Malo de Molina, ha hecho referencia a este ajuste por parte de las empresas españolas: “los procesos de saneamiento tras sobre endeudamiento son siempre largos. Lo importante es que las empresas endeudadas saneen sus balances y las que no lo están puedan recibir la financiación que necesitan, y por ello es necesario terminar con las reformas estructurales y con el proceso de consolidación fiscal”.

El ajuste necesario, con todo, no se manifiesta sólo en despidos. Malo de Molina observa que ya se ven los efectos de la reforma laboral, que facilita que el ajuste se realice en los salarios: “Ya se perciben algunos efectos de mayor flexibilidad salarial por la reforma laboral”. Así, mientras que de enero a septiembre de 2011 los salarios crecieron un 1,0 por ciento, en el mismo período de este año lo han hecho sólo un 0,1 por ciento.

Todo ello incide en una mejor salud financiera de las empresas, y en una mejora de la competitividad que facilitarán la recuperación de los beneficios, que este año se están desplomando.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.