www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

RAJOY, OBLIGADO A COMPARECER ANTE EL CONGRESO

miércoles 10 de julio de 2013, 11:20h
Estamos ante el fin de la estrategia de Arriola, la de los tres monos de Nikko: no ver nada, no oír nada, no decir nada. A Mariano Rajoy no le va a quedar otro remedio que aclarar ante el Congreso el caso Bárcenas y someterse al acoso de los diputados de la oposición. El envite se acerca al órdago. No se trata solo de los partidos opositores. Hay un clamor en la opinión pública para que el presidente del Gobierno se pronuncie sobre las manifestaciones de Luis Bárcenas, según el cual el PP se ha financiado irregularmente durante 20 años. Posiblemente eso mismo lo han hecho otros partidos. El gasto desaforado en las campañas electorales, el derroche en edificios, instalaciones, asesores, colaboradores, viajes gratis total, ayudantes, escoltas, enchufados, parientes y demás parafernalia no se paga solo con las cuotas de los afiliados que, por cierto, no cubren ni el 10%. Tampoco con las subvenciones de dinero público que los partidos se otorgan a sí mismos. Maragall cantó la palinodia en el Parlamento catalán y desveló que CiU trincaba el 3%, que luego fue el 4, de cada obra pública contratada por la Generalidad. En Madrid parece que la fórmula ha sido distinta: obra pública concedida a una empresa significaba que el empresario favorecido hacía una donación al partido. Si Bárcenas choriceó una parte de esas donaciones se autoinculparía al reconocerlas para hacer daño a Rajoy. En todo caso, y aunque otro partidos hayan hecho lo mismo para financiarse, al que le ha tocado la china es al PP por las declaraciones contundentes de su extesorero.
Y en eso estamos. Al presidente del Gobierno no le queda otro remedio que dar la cara. Veremos lo que dice. En su entorno aseguran que lo puede aclarar todo y que su conducta ha sido siempre irreprochable.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.