www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

ALBERT RIVERA SE ENFRENTA CON RAJOY

sábado 28 de febrero de 2015, 17:55h
La hemorragia de votos que desangra al Partido Popular es la savia que circula ya por...

La hemorragia de votos que desangra al Partido Popular es la savia que circula ya por las venas de Ciudadanos. Mientras el Partido Socialista estaba acosado por Izquierda Unida y lo está ahora por Podemos, el Partido Popular representaba al centro derecha prácticamente sin fisuras. La política de no hacer nada porque el tiempo lo arregla todo de Arriola, la eminencia gris de Rajoy, ha permitido que apareciera primero Ciudadanos y que se disparara después, bien dirigido por la firmeza y la coherencia de Albert Rivera. Líder habemus. A Rivera le queda mucha carrera por recorrer pero la firmeza de la marcha emprendida augura éxito futuro.

En mi opinión, Rajoy y Rivera no deben hostigarse. La única alianza razonable del Partido Popular en el mapa político es Ciudadanos. La posibilidad más clara de la agrupación de Rivera para tocar poder es el PP. Ambos partidos pueden y deben complementarse. El PP, ante el pánico que tienen algunos de sus dirigentes por el éxito de Ciudadanos no pueden caer en el despropósito de enfrentarse con una agrupación afín. Es el quinto voto. Según las encuestas son numerosos los Ayuntamientos, y tal vez alguna Comunidad, en los que el Partido Popular solo permanecerá en el poder si articula el entendimiento con Ciudadanos.

En todo caso, ahí está la realidad. Por primera vez desde hace muchos años ha surgido en el centro derecha un partido que quiere y que puede resultar electoralmente condicionante.