www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

RAJOY: TARDE Y NO SABEMOS SI BIEN

lunes 09 de noviembre de 2015, 12:18h
El Parlamento catalán ha consensuado el desafío secesionista. Si hace dos años, Mariano Rajoy hubiera reaccionado...

El Parlamento catalán ha consensuado el desafío secesionista. Si hace dos años, Mariano Rajoy hubiera reaccionado como exigía el órdago lanzado por Arturo Mas no se habría llegado a la situación límite en la que estamos. La responsabilidad viene de atrás, de la ligereza de Adolfo Suárez al establecer el “café para todos” y, sobre todo, de la ocurrencia de José Luis Rodríguez Zapatero al respaldar una reforma del Estatuto que, en ese momento, no importaba ni al 5% del pueblo catalán, conforme a una encuesta publicada en La Vanguardia.

La memez del “no hay que hacer nada porque el tiempo lo arregla todo y lo mejor es tener cerrado el pico”, mantenida por Pedro Arriola, quebró un principio básico de la política seria: prevenir y no curar. Como Mariano Rajoy no fue capaz de prever lo que muchos anunciamos que iba a ocurrir ahora no le queda otro remedio, en vísperas electorales, que tomar las medidas necesarias para que en el Estado de Derecho español se respete la ley. Es tarde, muy tarde, y no sabemos si el Gobierno actuará bien. Confiemos en que sí. Esperemos que después de tanta torpeza, Mariano Rajoy tome las decisiones que cercenen la tropelía a la que España asiste atónita. En 1934, un presidente del Gobierno de ideología izquierdista, Alejandro Lerroux, supo liquidar en unas horas no la aprobación de independencia de Cataluña, sino la proclamación del “Estado catalán dentro de la República federal española”. Ahora lo mejor sería no tener que emplear la fuerza sino hacer funcionar la maquinaria de la justicia con la debida celeridad. Vamos a ver en pocas horas si el Gobierno se queda en declaraciones inanes o si actúa con la contundencia que la situación exige.