www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

LA PRESIDENCIA SIGUE ENFRENTANDO A EEUU Y RUSIA

Obama no cree en una solución para Siria con Assad en el poder

EL IMPARCIAL/Efe
jueves 19 de noviembre de 2015, 10:29h
Obama no cree en una solución para Siria con Assad en el poder
La legitimidad del Gobierno sirio sigue enfrentando a Washington y Moscú, a pesar de que el cambio de la estrategia militar rusa en Siria haya abierto la puerta a una gran y verdadera coalición internacional contra Estado Islámico. Si este miércoles Rusia aseguraba que no era el momento de cuestionar a Bachar Al Assad en su cargo, apenas unas horas después, Barack Obama se muestra muy claro: no hay solución posible en Siria con el actual Ejecutivo.
El presidente de EEUU, Barak Obama, dijo este jueves en Manila que no ve solución a la guerra civil en Siria mientras el presidente sirio, Bachar Al Asad, continúe en el poder. "Es una situación a la que no se puede poner fin mientras Al Asad continúe en el poder", declaró Obama en alusión al conflicto en Siria, informaron fuentes oficiales estadounidenses. La marcha de Al Asad "no es un asunto que dependa de mí. Tiene que ser el pueblo sirio el que tiene que estar de acuerdo", apuntó Obama tras entrevistarse con el primer ministro canadiense, Justin Trudeau, al margen de la cumbre del Foro de Asociación Económica Asia-Pacífico (APEC) que este jueves concluye en esta capital.

Obama ya se refirió ayer a la guerra civil siria al cuestionar la campaña militar de Rusia en apoyo de Al Asad, tras mantener un encuentro con el lider filipino, Benigno Aquino. Rusia "ha girado el foco de su operación militar, y lo que queremos ver es que fije el foco en lo que supone la principal amenaza, que es el Estado Islámico (EI)", apuntó. El presidente estadounidense recordó que Rusia "fue un socio constructivo en las negociaciones de Viena para tratar de conducir una transición pacífica en Siria", y que ese proceso implica que el presidente Al Asad abandone el Gobierno.

A pesar de que son múltiples las voces que aplauden el giro de la intervención militar de Rusia en Siria como un primer paso hacia la coalición única frente a Estado Islámico, aún son evidentes las discrepancias y choques entre Washington y Moscú. Este mismo miércoles, el ministro ruso de Asuntos Exteriores Sergei Lavrov consideró que no es el momento de plantear la salida del Gobierno de Al Assad y aprovechó la delicada situación internacional tras los atentados de París para legitimar al presidente sirio.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios