www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

EL SUPREMO SANCIONA A LAS CINCO GRANDES DISTRIBUIDORAS

El Gobierno sigue adelante con la reforma de las ayudas al Cine

viernes 04 de diciembre de 2015, 15:52h
El Gobierno sigue adelante con la reforma de las ayudas al Cine
El Consejo de Ministros ha aprobado este viernes un Real Decreto que desarrolla el nuevo sistema de financiación del cine y regula cuestiones como el certificado de nacionalidad de las obras, el régimen de coproducción con empresas extranjeras y la regulación de la exhibición cinematográfica. También se ha sabido que el Supremo ha sancionado a las cinco grandes distribuidoras por acordar políticas comerciales para repartirse una parte sustancial del mercado español.
La aprobación implica que el Gobierno sigue adelante con la reforma de las ayudas al cine, a pesar de la carta enviada el mes pasado por un grupo de productores al Instituto de Cinematografía (ICAA), en la que pedían que se pospusiera hasta después de las elecciones. Este paso adelante se produce además tras conocerse la semana pasada que varios juzgados de Madrid investigan por presunto fraude y falsedad en la transmisión de cifras conseguidas en taquilla a las productoras y distribuidoras de más de 40 películas estrenadas entre 2012 y 2015.

En este sentido, el Tribunal Supremo ha sancionado a las cinco grandes distribuidoras de cine, Sony Pictures, Warner Sogefilms, Hispano Foxfilm, United International Pictures y Walt Disney Company Iberia, por acordar políticas comerciales para repartirse una parte sustancial del mercado español. En cinco sentencias, la Sala Tercera confirma las "conductas anticompetitivas" que consideró probadas la Audiencia Nacional tras una resolución del Tribunal de Defensa de la Competencia de 2006 que estableció que las cinco filiales españolas de las grandes distribuidoras de cine estadounidenses habían infringido la ley.

Se les multó con 2,4 millones de euros a cada una. No obstante, la Audiencia ordenó recalcular la cuantía de las multas de modo que no excedan del cinco por ciento sobre el volumen de ventas de cada empresa sancionada, correspondiente al ejercicio económico de 2005 y que ahora ratifica el Supremo.

La Sala señala la conducta concertada de las distribuidoras en la estructura de los pagos y otras condiciones de contrato con las empresas exhibidoras, admitiendo que la coincidencia no era absoluta sino que había flexibilidad en las condiciones. Ese hecho, precisa, no era suficiente para desvirtuar la imputación de uniformidad, porque se hacía en una negociación a posteriori sobre unas condiciones comerciales uniformadas.

Ayudas al Cine

Volviendo al Gobierno, la vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría ha explicado que el Real Decreto aprobado desarrolla la ley 55/2007 de 28 de diciembre y su posterior modificación. "Durante esta legislatura -ha dicho- se ha acordado una modificación de esa ley que atiende a dos motivaciones esenciales: reducir las cargas administrativas a los ciudadanos y establecer un sistema de financiación pública de la producción cinematográfica más eficaz y eficiente".

La norma aprobada, ha añadido, desarrolla reglamentariamente las dos leyes aprobadas introduciendo "algunas medidas de garantía de la unidad del mercado", esencialmente poniendo en marcha un nuevo modelo de la producción cinematográfica.

La secretaría de Estado de Cultura ha subrayado en una nota de prensa que tras la aprobación de este Real Decreto "el cambio del modelo de financiación del cine culminará con la próxima aprobación de dos órdenes ministeriales: la de reconocimiento de costes e inversión del productor, y la de bases reguladoras de las ayudas".

Esta última es muy relevante para el sector, ya que concreta los requisitos para acceder a las nuevas subvenciones, que sustituirán a las ayudas a la amortización -las que han propiciado el fraude- y se concederán de modo anticipado, y no en función de la taquilla como hasta ahora.

Las principales novedades que introduce la norma aprobada este viernes, con la se desarrolla la reforma de la Ley del Cine aprobada en julio, suponen:

- La simplificación de la intervención administrativa en la cadena de producción, distribución y exhibición cinematográficas.

- En relación con la nacionalidad española de las obras, se regula el procedimiento para el reconocimiento de la nacionalidad española de las series de televisión y se refuerza la exigencia de la obtención del certificado de nacionalidad como requisito para acceder a las ayudas.

- Se simplifica la calificación por edades al establecer una única calificación para la distribución de la película en cualquier soporte. Hasta ahora era necesario solicitar un nuevo certificado para la distribución en soporte videográfico.

- Se refuerza la exigencia de que la calificación se obtenga antes de la comercialización, difusión o publicidad de la película o de la obra audiovisual.

- En lo que se refiere al régimen de coproducción con empresas extranjeras, se refuerza la exigencia de que la solicitud de aprobación del proyecto de coproducción se realice preceptivamente antes del inicio del rodaje. Se precisa que, en los casos de participación minoritaria española en la coproducción, la participación efectiva del personal sea proporcional al porcentaje de participación española en la coproducción.

- Regula qué se considera "obra audiovisual difícil", un concepto relevante a la hora de determinar el importe máximo de las ayudas a percibir, que englobará las producciones dirigidas por un nuevo realizador con un presupuesto no superior a 300.000 euros.

- Se considerarán "obra difícil" los cortometrajes y las obras rodadas en lenguas cooficiales distintas al castellano. El porcentaje de intensidad de las ayudas no podrá superar el 70%, el 75% y el 65%, respectivamente.

- Se elimina el requisito que condicionaba la concesión de las ayudas a la no comercialización de las películas a través de soporte videográfico en determinados periodos de tiempo tras su estreno comercial en salas de exhibición.

- Se simplifican los trámites para la distribución al eliminar el certificado de distribución exigido hasta ahora como requisito previo a la comercialización de las películas para su exhibición en salas cinematográficas.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.