www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

LA ASOCIACIÓN DE LA PRENSA CONDENA EL ATAQUE DE IGLESIAS

Campaña de Podemos contra la libertad de información

viernes 22 de abril de 2016, 18:29h
Campaña de Podemos contra la libertad de información
Fuertes críticas de todos los partidos políticos y de las asociaciones de periodistas ante las manifestaciones de Pablo Iglesias en la Universidad Complutense.
Carolina Bescansa ha reconocido este viernes que el líder de su partido, Pablo Iglesias, se equivocó al personalizar en un periodista sus críticas a la prensa, aunque ha alertado de que los medios no tratan a Podemos igual que a otras formaciones.

La secretaria de Análisis Político y Social de la formación morada ha reiterado en nombre de su partido sus disculpas al periodista de El Mundo Álvaro Carvajal, objeto de los comentarios críticos de Iglesias hacia la labor de los medios y su relación con Podemos.

No obstante, la dirigente considera que ese "error" de Iglesias al personalizar su reflexión en un periodista concreto no debería obviar el debate sobre el papel de los medios y las "dificultades" que tienen los profesionales "a pie de obra" para "transmitir lo que ven" en las redacciones. "Eso es importante que la gente lo sepa, pero, quizá, con toda seguridad, la fórmula utilizada ayer [por el jueves] no fue la más adecuada", ha reconocido.

Bajo el título En defensa del periodismo, Juan Carlos Monedero pide este mismo viernes en su videoblog en Publico.es "recuperar los Consejos de Redacción": "Si es cierto que una democracia sin medios de comunicación libres no merece llamarse democracia, ojalá todos, ciudadanos, políticos, periodistas y también empresarios de medios de comunicación hagamos nuestra tarea y seamos capaces tanto de ser sinceros como de tolerar la sinceridad".

El cofundador de Podemos no duda en decir que "el PP ha utilizado a la Agencia Tributaria para amedrentar a diferentes profesionales de medios que no seguían la línea marcada por el partido y hoy se lanzan a defender al compañero ultrajado", al tiempo que expone que "durante seis meses Podemos ha recibido ataques inclementes de muchos medios por culpa de las acusaciones de Manos Limpias. Manos Limpias acaba de entrar en la cárcel. Les aseguro que las portadas y horas de tertulia que ocupó la supuesta financiación de Podemos no han tenido el mismo tratamiento cuando han entrado en la cárcel los responsables de esa patraña".


Las críticas a Iglesias, unánimes

Las declaraciones de Iglesias, que ha reconocido que fue "un error personalizar una crítica", han servido al Gobierno para recordar a Podemos que "todos los demócratas", y "muy especialmente" los que tienen responsabilidades públicas, "están comprometidos con el sistema de libertades" y, entre ellas, con la libertad de prensa y de opinión.

En este sentido, el ministro de Justicia en funciones, Rafael Catalá, ha señalado que los responsables públicos tienen muchas obligaciones "y la primera" de ellas es "respetar el sistema de libertades", entre las que figura "la libertad de prensa y de opinión".

Por su parte, el portavoz del PP en el Congreso, Rafael Hernando, ha dicho que el líder de Podemos es un "hipócrita" que tiene "la cara más dura que el cemento armado", ya que, a su juicio, "no puede quejarse del tratamiento de la prensa". "La gente le ha conocido gracias a que medios privados de comunicación han permitido que él fuera libremente a participar en tertulias, en todo tipo de eventos mediáticos y en platós, para decir lo que le viniera en gana, muchas veces falseando la realidad", ha aseverado.

"Cuando alguna vez se le critica, la emprende contra los periodistas", ha añadido Hernando, que ha recordado que "no es la primera vez que le sucede. Yo lo he visto despreciar en varias ocasiones a periodistas que le hacían preguntas incómodas, señalar con el dedo y acusarles".

Desde Ciudadanos, Albert Rivera, ha enmarcado las críticas de Iglesias a la prensa en la filosofía política de Podemos y ha advertido de que, "cuando les aprietan un poco", muestra las "buenas artes del chavismo" y le "sale lo que lleva dentro".

En una entrevista en Telemadrid, el presidente del partido naranja ha señalado que Podemos no separa el gobierno de la justicia ni de los medios de comunicación, algo que no sorprende en "quien ha estudiado y ha sido financiado por Hugo Chávez con siete millones de euros". Ha argumentado que, como "las cosas no les van como quieren", con una crisis interna y unas encuestas peores de lo que les gustaría, "pues sale lo que lleva dentro".

"Es todo una filosofía política", ha insistido Rivera, quien ha explicado que, por eso, "Podemos es incompatible con el modelo de sociedad europea" de separación de poderes y libertad de prensa que Ciudadanos sí defiende.

Sobre la cuestión también se ha pronunciado Susana Díaz. La presidenta andaluza ha recordado que "no es la primera vez" que se da una circunstancia de este tipo, ya que "ya hubo una periodista con la que tuvo una actitud similar a cuenta del abrigo que llevaba en una rueda de prensa".

"Me preocupa muchísimo, y habrá muchos ciudadanos a los que les preocupe cómo entiende Iglesias la libertad de prensa", ha enfatizado Díaz, que ha recordado que "hubo un vídeo que circulaba por Andalucía en el que Iglesias manifestaba con claridad que le interesaba más un telediario de la televisión pública andaluza que todo el impacto que tuviera el turismo de golf en esta tierra".

En su opinión, eso "pone en evidencia cómo entiende él la libertad de expresión y cómo entiende la comunicación y la relación con los medios en este país".

Condena de las asociaciones profesionales

La condena desde las asociaciones profesionales de periodistas tampoco se ha hecho esperar. La Federación de Asociaciones de Periodistas Españoles (FAPE) habla de "una falta de respeto para los periodistas, los medios de información y, muy especialmente, para los ciudadanos". Al mismo tiempo, insta a Pablo Iglesias a que si cree que se está ejerciendo mal la profesión, "se dirija a la Comisión de Arbitraje, Quejas y Deontología del Periodismo, o, directamente, a los tribunales".

Para la Asociación de la Prensa de Madrid (APM) las palabras de Iglesias son una "intolerable vulneración de los derechos constitucionales a la información y a la libertad de expresión". "Con sus declaraciones, Iglesias ha tratado de desautorizar, desacreditar y coaccionar el ejercicio libre del periodismo", según la asociación, que recuerda que los políticos "nunca deben presionar para que la información se ajuste a sus intereses particulares" al tiempo que pide Iglesias "respeto pleno al ejercicio de la profesión periodística", que es una forma de "asegurar la salud y el fortalecimiento de la democracia".

Por su parte, la Asociación de Periodistas Parlamentarios (APP) ha expresado su "más firme protesta" por el "ataque personal, directo y gratuito" y reconocido que los periodistas, como cualquier otro colectivo profesional, se pueden equivocar y no están exentos de crítica. En ese sentido, ha recordado que la legislación regula el derecho de réplica y de rectificación y habilita la vía de los tribunales, que siempre se encuentra abierta para quien se considere afectado por una información periodística.

"Pero también los periodistas, como cualquier otro colectivo profesional, exigimos respeto. La mofa, el escarnio, la ridiculización hacia un informador resultan absolutamente intolerables en una sociedad libre, abierta y democrática", según la APP. Los periodistas parlamentarios han recordado igualmente que "no es la primera vez" que Iglesias "se burla" de un periodista en un acto público, incluso de su vestimenta o de su aspecto personal, algo que ocurrió en una rueda de prensa en el Congreso de los Diputados con Ana Romero, de El Español.


Pablo Iglesias se defiende

Ante la polvareda levantada, Pablo Iglesias ha asegurado este viernes que sin "ninguna duda y toda la claridad" se equivocó al personalizar sus críticas en un periodista y ha afirmado que "cuando uno se equivoca debe disculparse": "Ayer [por el jueves] me equivoqué y cuando alguien se equivoca está bien reconocerlo y asumirlo".

"Es un error que alguien que aspira a ser candidato a la Presidencia del Gobierno comente o juzgue el trabajo que hace un redactor", ha agregado para señalar que "eso lo tienen que juzgar sus lectores o, en todo en caso, otros profesionales de la prensa".

Según ha dicho, "el redactor es el eslabón débil y eso fue un error". "Está bien que yo pueda manifestar mi opinión sobre los propietarios de los medios de comunicación que condicionan líneas editoriales, eso es justo, pero no está bien que yo diga eso y personalice con un redactor al que, además, tengo aprecio", ha agregado.

El líder de Podemos ha precisado que "cuando uno pretende ironizar no debe perder de vista la posición que tiene". "Y cuando esa posición no es de igualdad se puede hacer un daño que no se pretendía hacer", ha proseguido antes de afirmar que "cuando alguien hace daño tiene que pedir perdón y pedir disculpas".


¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(1)

Foro(s) asociado(s) a esta noticia:

  • Campaña de Podemos contra la libertad de información

    Últimos comentarios de los lectores (2)

    2819 | Antonio Calvo Fernandez - 23/04/2016 @ 03:10:43 (GMT+1)
    ¿Como es posible que a una sola persona como esta, se la esté permitiendo jugar con toda una nación con 46.000.000 millones de habitantes y esté manejando a su antojo los hilos de toda la sociedad española?. O somos ciergos y descelebrados, o volveremos a votarles otras vez en las próximas elecciones????.
    NO VOLVAMOS A OTRAS DICTADURA¡ --- PERO ESTA VER DE EXTREMAS IZQUIERDA ---
    2813 | ripi - 22/04/2016 @ 19:35:55 (GMT+1)
    El enunciado del artículo donde dice "libertad de información" deberia decir "libertad de difamación".

  • Normas de uso

    Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

    No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

    La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

    Tu dirección de email no será publicada.

    Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.