www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

LA TORPEZA DEL PARTIDO POPULAR

miércoles 14 de septiembre de 2016, 14:11h
No hay demoras posibles. La máxima arriólica de “no hay que hacer nada porque el tiempo lo arregla todo y lo mejor es tener cerrado el pico”...

No hay demoras posibles. La máxima arriólica de “no hay que hacer nada porque el tiempo lo arregla todo y lo mejor es tener cerrado el pico” parece una sandez en el momento actual, cuando está cerca una posible repetición de la investidura tras las elecciones vascas y gallegas a fin de mes.

El Partido Popular no puede seguir sumando torpezas al despropósito del asunto Soria. Tiene que actuar obligadamente con gran rapidez ante los acosos por corrupción. Mientras el PSOE ha difuminado el descomunal escándalo de los dos presidentes de Andalucía investigados, el Partido Popular se ve agobiado por corruptelas de relieve, algunas menores, a causa de la falta de respuesta de sus dirigentes.

Tal vez en este caso la mejor defensa no sea el ataque, aunque no estaría de más aludir a la situación que el PSOE padece en Andalucía. Pero, en todo caso, es necesario dar respuesta contundente a los presuntos casos de corrupción lanzados a bombo y platillo para entorpecer la investidura de Mariano Rajoy. Se puede producir alguna injusticia al tomar decisiones urgentes pero esas eventuales injusticias podrán quedar subsanadas en el futuro. Lo que resulta contraproducente a todas luces es que los periódicos impresos, hablados, audiovisuales y digitales abran, día tras día, sus primeras páginas con un escándalo del Partido Popular. Y que no haya respuesta. El que calla, otorga. A todas luces conviene a los intereses del centro derecha español la aclaración inmediata a las situaciones hábilmente magnificadas por las terminales de comunicación del PSOE, Izquierda Unida y Podemos.