www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

POR AHORA, SIGUEN LOS PORTAVOCES EN EL CONGRESO Y EL SENADO

Fernández mantiene el "no" a Rajoy, pero tampoco quiere terceras elecciones

Fernández mantiene el 'no' a Rajoy, pero tampoco quiere terceras elecciones
lunes 03 de octubre de 2016, 14:41h
El presidente de la gestora reconoce que el PSOE "tiene un problema" y augura un desgaste sea cual sea la decisión que tome.
El presidente de la gestora del PSOE, el asturiano Javier Fernández, ha afirmado este lunes que su partido mantiene vigente la resolución del Comité Federal de votar en contra de Mariano Rajoy, si bien ha precisado que "abstenerse o apoyar no son la misma cosa".

Tras la primera reunión mantenida por la gestora después de la dimisión de Pedro Sánchez como secretario general, Fernández ha asegurado que "la peor de las soluciones es ir a elecciones".

En rueda de prensa en la sede de Ferraz, Fernández ha señalado que será el Comité Federal, como máximo órgano, el que decida qué postura adoptará en caso de que Rajoy intente de nuevo la investidura.

Aunque ha subrayado que el "no" a Rajoy sigue vigente por ahora, ha precisado que una abstención no sería lo mismo que un apoyo a un gobierno del PP. "El Comité Federal planteó en su momento que no se gobernara, que no se apoyara o que no nos abstuviéramos para favorecer un gobierno de la derecha, que no son la misma cosa abstenerse o apoyar, y también otras limitaciones respecto a otro tipo de fuerzas políticas", ha comentado.

Fernández ha reconocido que "cualquier solución a la gobernabilidad pasa por el PSOE", lo que concentra la presión sobre los socialistas. "Hagamos lo que hagamos, es evidente que el PSOE tiene un problema y asume un desgaste", ha admitido el dirigente asturiano, quien ha puntualizado que la gestora no ha abordado el asunto de la gobernabilidad en su primera reunión.

Fernández ha sostenido que "la peor de las soluciones es ir a elecciones", al ver que "hay encuestas que avalan esa posición", al tiempo que ha expresado sus dudas de si hay alternativa a abstenerse o no para evitar los comicios.

Lo que ha dejado claro es que entre las opciones que podría haber para desbloquear la situación política, no estaría dar libertad de voto a los 85 diputados socialistas, como ha pedido el PSC en caso de que se plantee la abstención. "No me lo he planteado, pero ni me lo planteo de que haya libertad en el grupo en ese asunto concreto", ha zanjado el presidente asturiano.

Al quedar ahora como la principal figura del partido tras la dimisión de Sánchez, ha apuntado que no entra en sus planes telefonear a Rajoy. No obstante, Fernández ha dicho que si el jefe del Gobierno en funciones le citase, se vería con él. "Yo no voy a llamar a Rajoy, pero si Rajoy me llama me voy a reunir con él. No tengo ninguna duda", ha explicado.

Aunque ha admitido que si Rajoy no fuera el candidato las cosas se facilitarían, el dirigente socialista ha descartado "absolutamente" que el líder del PP vaya a delegar en otro candidato de su partido, después de que se lo pidiera Ciudadanos y no lo aceptara. "Me parecería bien que Rajoy se fuera. No sé si facilitaría o no la gobernabilidad. Tenemos que discutir en el ámbito interno, pero creo que Rajoy no piensa en eso", ha comentado.

"Con los independentistas no tenemos nada que hablar"

Fernández opina que los socialistas no tienen "nada que hablar" con los partidos independentistas catalanes, no ya solo porque exista una resolución del Comité Federal que lo impida, sino también porque no cree que fuera posible un acuerdo con ellos: "Siempre he sido muy escéptico sobre este asunto", ha subrayado Fernández.

No obstante, ha hecho hincapié en que, si nunca ha sido partidario de un "acuerdo de gobierno que incorporara de alguna forma a los partidos independentistas", menos se lo parece ahora, "cuando vemos en Cataluña que se procura por esos partidos la desconexión del Estado y a la vez se desconectan ellos de la ley y el derecho".

Tras considerar "inviable" y "absolutamente descartable" esa vía para evitar unas terceras elecciones, ha admitido que el caso del PNV es distinto y que la posición de este partido "no tiene nada que ver" con la de los independentistas catalanes.

Reunión con los barones para estudiar cómo evitar elecciones

Ante la actual disyuntiva, Fernández reunirá al Consejo de Política Federal (órgano que preside la andaluza Susana Díaz, y que forman los líderes territoriales del partido) antes de convocar al Comité Federal, para intentar pactar una "opinión colegiada" sobre cómo evitar unas terceras elecciones.

"Tengo pensado convocar al [antiguo] Consejo Territorial, donde están todos los secretarios generales, para intentar una opinión colegida y ver lo que ellos proponen", ha avanzado Fernández en su primera comparecencia en Ferraz como presidente de la gestora.

Tras esa reunión, la gestora convocaría un nuevo Comité Federal, que deberá decidir si mantiene en vigor la resolución que desde el pasado 28 de diciembre impide a los socialistas facilitar "por activa o por pasiva" un gobierno del PP.

Después de descartar que el Comité se vaya a reunir esta semana, Fernández ha reconocido que "hay poco tiempo", ya que el 31 de octubre se convocarían automáticamente los comicios, pero se ha mostrado partidario de "utilizarlo" para intentar "bajar la tensión" que se vive en el seno de su partido.

Sin "cambios drásticos" en el Congreso y el Senado

Además, Fernández ha asegurado que no habrá "cambios drásticos" en los próximos días, por lo que los portavoces del PSOE en el Congreso y el Senado, Antonio Hernando y Óscar López, considerados personas de confianza del dimitido secretario general Pedro Sánchez, continúan en su cargo.

"Mañana no se va a decidir ningún cambio en los grupos, habrá algún cambio pronto, pero no serán drásticos, habrá algún cambio pero no una revolución", ha señalado en su primera comparecencia en Ferraz.

Fernández ha asegurado que la gestora no ha tratado el asunto de si se mantienen los mismos nombres en la dirección de los grupos parlamentarios, pero ha garantizado que este martes Hernando y López seguirán ejerciendo sus cargos.

La gestora, no obstante, podría abordar en los próximos días la sustitución de Iratxe García al frente de la portavocía en el Parlamento Europeo, ya que ha confirmado su renuncia "irrevocable".

Un hombre de confianza de Susana Díaz, portavoz de la gestora

Hay más nombres propios en el nuevo PSOE que nace tras la dimisión de Pedro Sánchez. Entre ellos, el del portavoz socialista en el Parlamento andaluz, Mario Jiménez, persona de confianza de la presidenta de la Junta, Susana Díaz, que será quien ejerza la portavocía de la gestora. Jiménez es el actual portavoz del PSOE andaluz en el Parlamento regional y uno de los diez integrantes de la gestora.

Además de Fernández y Jiménez, integran la gestora la también andaluza María Jesús Serrano (Andalucía); Ascensión Godoy y Soraya Vega (Extremadura); José Enrique Muñoz Lladró (Comunidad Valenciana); Dolores Padrón (Canarias); Francesc Antich (Baleares); Francisco Ocón (La Rioja) y Ricardo Cortés (Cantabria).
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

2 comentarios