www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

MEDIDAS CONTRA LA POLUCIÓN

Las grandes ciudades cierran el tráfico en el centro para combatir la contaminación

Las grandes ciudades cierran el tráfico en el centro para combatir la contaminación
Ampliar
lunes 27 de marzo de 2017, 08:22h
La planificación de las grandes urbes y zonas metropolitanas es hoy uno de los desafíos que más preocupan.

El tráfico es uno de los desafíos que más preocupan a las ciudades del siglo XXI. La planificación de las grandes urbes y zonas metropolitanas es hoy uno de los retos más importantes. Hace escasas semanas el Ayuntamiento de Madrid anunciaba cuáles serían las nuevas medidas a adoptar para combatir la contaminación en la capital. Entre las propuestas, se encontraba: prohibir -a partir de 2020- el aparcamiento a los automóviles más contaminantes; ampliar el horario del Servicio de Estacionamiento Regulado (SER) a noches, fines de semana y días festivos así como reducir -el próximo año- la velocidad máxima permitida a 70 kilómetros por hora en la circunvalación de la M-30, entre otras medidas anticontaminación.

No obstante, los problemas de tráfico y contaminación no son exclusivos de Madrid. Otras ciudades españolas y del resto del mundo también se enfrentan a conflictos similares. Para controlar esta situación, existen ejemplos de todo tipo, basados siempre en fomentar el transporte público, reducir los atascos y fomentar los aparcamientos disuasorios a las afueras.

Fomentar el uso de bicicletas

Varias ciudades como Alemania, Bélgica, Dinamarca, Reino Unido y Países Bajos ya ofrecen algún tipo de estímulo para incentivar el uso de las bicicletas a diario. Algunas ofrecen ayudas para la compra de una nueva o adaptan su circulación con la incorporación de carriles bicis. Concretamente, Copenhague -la capital de Dinamarca- es denominada la ciudad de las bicicletas. Uno de cada tres habitantes va a trabajar en este medio de transporte y podría afirmarse que hay más que personas. En 2014, construyeron el puente Cykelslangen con dos carriles destinado sólo a ciclistas. En Francia -durante un proyecto piloto de seis meses-, aquellos que fueron al trabajo en bicicleta cobraron una paga extra de 25 céntimos de euro por kilómetro de pedaleo. La cantidad máxima que podían alcanzar los empleados correspondía con un límite de 40 euros al mes. El gobierno francés comprobó que en medio año, el número de estacionamientos para bicicletas en las empresas aumentó en un 80%.

Peajes de entrada

En la entrada de algunas urbes alemanas y de Londres se usa el peaje disuasorio para evitar la congestión del tráfico. Una medida que se implantó en la capital británica en 2003 y cuya tarifa es hoy de casi 13 euros para acceder al centro. Igualmente, se ha establecido en Oslo y Estocolmo.

Restringir el tráfico

Roma (Italia) es otra las ciudades europeas que activa el sistema de circulación alterna -matrículas pares o impares dependiendo del día- en caso de registrarse altos niveles de contaminación. En el área que rodea el centro histórico, los vehículos más contaminantes no pueden circular los días laborables y en la zona siguiente, se prohíbe la circulación de estos mismos automóviles cuando los niveles de polución son elevados. Algo parecido sucede en Alemania, que declaró al centro Berlín -en 2008- como "Zona Medioambiental" (umweltzone). En su interior sólo pueden transitar aquellos vehículos con un distintivo ecológico -etiqueta verde-. El resto -placas roja y amarilla-, quedan limitados al extrarradio. En la almendra central de Londres tampoco se permite la entrada a los vehículos que incumplan ciertas normas en cuanto a la emisión de gases. Esta es una de las medidas de futuro que propone la Generalidad catalana para la ciudad condal. Los vehículos más contaminantes tendrán prohibida la circulación por Barcelona y la cuarentena de municipios del área metropolitana de lunes a viernes a partir de enero de 2019 independientemente del estado del aire. No obstante, esta restricción se empezará a aplicar desde el 1 de diciembre de este año sólo en episodios de contaminación.

Policía medioambiental

Pekín (China) es una de las metrópolis más contaminantes. Por esta razón, han creado un nuevo cuerpo especial de policía centrado en el medioambiente para controlar el exceso de contaminación. Comenzaron a patrullar a principios de año, coincidiendo con los peores niveles de polución en la ciudad. Época en la que aumenta el uso generalizado de carbón como fuente de energía para las calefacciones. Además, estos agentes también inspeccionan otros focos de humos más modestos, como la quema de rastrojo en zonas agrícolas próximas a la capital o hasta restaurantes con barbacoas en la calle.

Endurecimiento de controles

En Tokio (Japón) consiguieron reducir la contaminación endureciendo los controles a los vehículos pesados que usaban gasóleo. Se llegó a poner filtros de partículas en masa, controles en la calle, multas, teléfonos de denuncia anónima y hasta la publicación de los datos de infractores en listas públicas. De esta forma, han conseguido que a partir de 2010 pueda verse el Monte Fuji desde el área metropolitana de Tokio, cuando antes sólo podía observarse 20 días al año.

Donald Trump y, por tanto, Estados Unidos se desmarcan de las políticas anticontaminación. El presidente estadounidense no cree en el cambio climático y lo ningunea. Sin embargo, alcaldes demócratas de 30 ciudades -Nueva York y Chicago, entre otras- han decidido dar un paso al frente y tomar iniciativas para demostrar que las emisiones y la calidad del aire hay que tomarlas en serio. Por este motivo, la administración municipal de estos municipios ha propuesto una compra conjunta de 114.000 vehículos eléctricos -incluyendo coches policía, barrenderos y camiones de basura- para su uso en el núcleo urbano.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.