www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

SÓLO EL 38% DE LOS MUNICIPIOS HA MANIFESTADO SU APOYO A LA CONSULTA

Barcelona, Lérida, Tarragona y otras ciudades pueden reventar el 1-O

sábado 09 de septiembre de 2017, 10:43h
Un grupo de manifestantes muestra su disconformidad en la Plaza Paeria de Lérida con el alcalde.
Ampliar
Un grupo de manifestantes muestra su disconformidad en la Plaza Paeria de Lérida con el alcalde. (Foto: Efe)
L'Hospitalet de Llobregat o Santa Coloma de Gramanet también se oponen.

La negativa de Ada Colau de ceder los locales municipales para la celebración del referéndum ha supuesto un revés para los planes del Govern, pues Barcelona cuenta con 260 colegios electorales y más de 1.300 mesas electorales. Pese a que Colau se ha mostrado partidiaria de la participación ciudadana en una votación, las dudas que despierta el riesgo de una consulta ilegal para las instituciones y funcionarios barceloneses ha sido motivo suficiente para que la alcaldesa se haya apeado de la celebración del 1-O, al menos hasta que la Generalidad aclare qué hará para garantizar esta cuestión.

"Nos dirigimos a usted con el objetivo de comunicarle que esta administración electoral del gobierno contará con los locales que se utilizan habitualmente en su municipio como centros de votación". Con estas palabras Carles Puigdemont y Oriol Junqueras solicitaron el viernes por carta a los alcaldes que, en un plazo de 48 horas, respondieran a la petición del Gobierno catalán sobre su disponibilidad para el referéndum.

A su petición han respondido, por ahora, no sólo Barcelona sino también otras grandes ciudades como Tarrasa, cuyo alcalde, Jordi Ballart (PSC), ya ha trasladado su negativa. Su Ayuntamiento, ha dicho, "cumplirá siempre la legalidad y no comprometerá nunca a los funcionarios". Precisamente otras localidades del cinturón metropolitano, también gobernadas por los socialistas, han anunciado ya su negativa a colaborar o ceder locales. Así lo han comunicado Santa Coloma de Gramanet, L'Hospitalet de Llobregat, Viladecans, Vallirana, Gavà o Badia del Vallés.

Asimismo, Mataró, Cornellà de Llobregat, Tarragona, Sant Boi de Llobregat, Gimenells i el Pla de la Font y El Prat de Llobregat también han dicho 'no'. En Lérida, donde el alcalde Àngel Ros ha manifestado su compromiso con la legalidad, durante la noche de este viernes la sede del Ayuntamiento ha sido rodeada por manifestantes en defensa de la participación de la ciudad en la consulta.

Según la Asociación de Municipios por la Independencia (AMI), "hasta ahora cerca de 700 alcaldes ya han firmado un decreto para mostrar su colaboración con la convocatoria". La lista, que ha sido actualizada por última vez a las 20:30 horas del 8 de septiembre, incluye los nombres de 674 municipios. Eso sí, se h comprobado que sólo el 38% de los municipios han mostrado su apoyo a dicha causa secesionista.

Entre los que han dado su apoyo a la consulta figuran Reus, Gerona, Sant Cugat del Vallés, Cambrils, Manresa, Cadaqués, Figueras, Tortosa, Villafranca del Penedés, Olot e Igualada, entre otros. Badalona y Sabadell han transmitido a través de Twitter su intención de sumarse a la causa independentista.

El resto aún no se ha pronunciado al entender que el plazo de 48 horas no comprende el fin de semana, por lo que se espera que hasta el martes no se conozca definitivamente cuántos ayuntamientos participarán en el 1-O.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (2)    No(1)

Foro(s) asociado(s) a esta noticia:

  • Barcelona, Lérida y Tarragona pueden reventar el 1-O

    Últimos comentarios de los lectores (1)

    6131 | ¡PAREMOS YA A LOS INDEPENDENTISTAS! - 12/09/2017 @ 09:32:34 (GMT+1)
    ¡QUÉ BIEN QUE YA HAY MENOS GENTE QUE APOYA LA CONSULTA!

  • Normas de uso

    Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

    No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

    La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

    Tu dirección de email no será publicada.

    Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.