www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

FÓRMULA UNO

Hamilton: 'No aprendí nada de ninguno de mis compañeros en Fórmula Uno salvo de Fernando Alonso'
Ampliar

Hamilton: "No aprendí nada de ninguno de mis compañeros en Fórmula Uno salvo de Fernando Alonso"

sábado 18 de noviembre de 2017, 03:07h
El vigente campeón mundial ha confesado que no consideró nada interesante de copiar de Rosberg.

Lewis Hamilton tiene 32 años y cuatro Mundiales de Fórmula Uno. El vigente campeón de la edición de 2017 del campeonato más elitista del automovilismo mundial, que ha brillado como nunca para cosechar el récord de poles, está disfrutando del mejor momento de su carrera y de su vida. Asentado en la élite del deporte y habiendo alcanzado ya un hueco en la leyenda de la actividad que le apasiona, parecería haber encontrado, al fin, el equilibrio extradeportivo que le allana su rendimiento excelso a bordo del monoplaza.

Hace poco relató a Sportweek que ha decidido vivir como él quiere y no como le marca el rigor ancestral de su profesión. “A veces olvidamos que no vivimos para siempre y que la vida es corta. No quiero perderme nada, así que hago que mis días sean muy largos”, proclamó un piloto maduro que viaja y se maneja con aspecto de estrella del rock, dejándose rodear de cantantes como Rihanna y visitante eventos de moda y entretenimiento de la más alta factura.

Hace unos años me sentía atado, incapaz de moverme. Estar en la Fórmula 1 era suficiente y me decía a mí mismo que era el mejor trabajo del mundo, pero fuera del coche no me sentía completo. Sólo usaba un 10% de mi potencial”, expuso el británico, que toda vez que ha sellado su cuarto trofeo como mejor piloto del planeta, ha comparecido también ante los micrófonos de la CNN. Luciendo la sinceridad que siempre le ha acompañado con el soporte del estatus de piloto histórico que ya se ha ganado.

Y ha comprendido que es un buen momento para hacer balance. Entonces, preguntado por si había aprendido algo de Nico Rosberg, el compañero de Mercedes con el que perdió el Mundial en 2016. Esta fue su respuesta: "De Rosberg cero. Diría que el único compañero del que aprendí algo ha sido Alonso, en mi primer año en F1. Tras eso, diría que pude tener la experiencia, así que nunca sentí que estuviera quedándome con algo de otro piloto. Simplemente intenté mejorar y desbloquear mis propias habilidades".

Este es su balance de la temporada pasada: "Creo que llegué al equipo (Mercedes) con buena energía, pero mi ética de trabajo es mucho mejor hoy, así que debería haber aplicado eso desde el principio. Probablemente habría tenido cinco campeonatos ahora, pero no lo cambiaría por nada". "Perder el Campeonato el año pasado me permitió ser el piloto y el hombre que soy hoy", concluyó antes de señalar que "la parte mental de las cosas fue clave este año. Así es para muchos de los mejores deportistas que compiten. Es el detalle más pequeño, hablamos de porcentajes pequeños, pero creo que realmente, para mí, ha sido la mayor diferencia".

Para explicar su inmejorable presente ha recuperado del recuerdo Hamilton su primer año, ese en el que compartió escudería con el vigente, por entonces, bicampeón del mundo Fernando Alonso. La rumorología ha repetido de forma machacona, como centro de la rivalidad entre ambos -amén del presunto favoritismo de la gerencia del equipo hacia el piloto inglés en detrimento del asturiano-, que el británico miraba de reojo la telemetría del español con el fin de plagiar las trazadas. En cualquier caso, debutar con Alonso al lado resultó como un master exclusivo para él.

Pues bien, esta confesión no hace sino refutar el respeto que siente Lewis hacia Fernando. Hace cinco meses, cuando desarrollaba la remontada ante Vettel y Alonso no había decidido su futuro, Hamilton amenazó con dejar la Fórmula Uno. Era su argucia para evitar que Mercedes entrara en negociaciones con el actual piloto de McLaren. "Si viene él, lo dejo", sería la frase que según se ha filtrado dirigió el isleño a sus directores de orquesta en julio.

En ese punto, temiendo no salir tan airoso como en 2007, activó una campaña de defensa de Bottas, su compañero y clara segunda espada, para esfumar el acercamiento de Fernando. "Se ha ganado su lugar en Mercedes y seguirá creciendo. Está haciendo un gran trabajo, es sólo su primer año con el equipo y ya ha ganado un Gran Premio. Continuará creciendo y siendo más fuerte, sólo necesita la oportunidad de hacerlo”, remarcó antes de asegurar que "la energía de Valtteri está ayudando a crear una gran armonía y cuando él está en la fábrica, trae una gran energía que todo el mundo ama y aprecia". "El año que viene voy a ganar. Donde corra voy a ganar”, zanjó Alonso. El tiempo decidirá si dentro de 12 meses Hamilton no tiene ganas de halagar al español.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.