www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

EL APOYO VASCO A LOS PRESUPUESTOS DEL ESTADO NOS CUESTA UN OJO DE LA CARA

jueves 23 de noviembre de 2017, 12:48h
Para aprobar los presupuestos del presente año 2017, el Gobierno de Mariano Rajoy pagó el voto de los cinco diputados vascos...

Para aprobar los presupuestos del presente año 2017, el Gobierno de Mariano Rajoy pagó el voto de los cinco diputados vascos a casi 1.000 millones de euros por barba y aproximadamente la mitad por el del diputado canario. Cada vez que el Gobierno de la nación se formó sin mayoría absoluta, el precio de los partidos bisagra, sobre todo de Convergencia y Unión, ha sido demoledor. Al dinero contante y sonante hubo que añadir algunas veces las concesiones políticas que, en el caso de Cataluña, han resultado especialmente lesivas.

Se acaba de aprobar en el Congreso de los Diputados el cupo vasco, es decir, lo que las Vascongadas pagan a la nación por los servicios que el Estado allí presta. El PNV se frota las manos. En la actual legislatura ha sabido jugar muy bien sus cartas frente a la debilidad de Mariano Rajoy. Y como el presidente dispara con pólvora del rey, ha hincado sus rodillas ante los nacionalistas vascos y les ha enriquecido. La indignada reacción de algunas Comunidades, como la andaluza, le ha entrado a Mariano Rajoy por un oído y le ha salido por el otro, sin romper ni manchar el cerebro desdeñoso del líder popular.

Y así están las cosas. Mientras sus votos sigan siendo necesarios para aprobar los Presupuestos Generales del Estado, los diputados del PNV seguirán poniéndose las botas. Y los contribuyentes españoles, agobiados a impuestos hasta la sangría, continuarán pagando lo que necesite Mariano Rajoy para mantenerse en su poltrona monclovita disfrutando del incienso que todos los días queman en su honor Soraya Sáenz de Santamaría y María Dolores Cospedal.