www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

AMISTOSO DE SELECCIONES

España disfruta goleando a una Argentina sin alma (ni Messi) |6-1

España disfruta goleando a una Argentina sin alma (ni Messi) |6-1
Ampliar
(Foto: Efe)
EL IMPARCIAL
martes 27 de marzo de 2018, 23:21h
Exhibición de la selección de Lopetegui ante un combinado americano que no supo activarse sin Messi, Agüero y Di María.

Histórico debut de la selección española en el Wanda Metropolitano. En el primer partido en la nueva casa del Atlético, España gozó sobre el césped e hizo gozar a los espectadores (no argentinos) con una goleada escandalosa a la subcampeona del mundo.

Isco se llevó la pelota del encuentro tras firmar tres de los seis goles que anotó el combinado nacional. La aportación del mañagueño no fue sino la culminación de una labor de equipo que, con una presión desbordante en campo contrario y la perfecta asociación entre jugadores como Asensio, Isco, Thiago e Iniesta para provocar más que un quebradero de cabeza a la vetusta zaga de Sampaoli.

Por sumar, sumó una asistencia hasta De Gea, con un soberbio saque de puerta dirigido a la picardía de Aspas, culminando así el 6-1 definitivo y enmendando una mala posición en el tanto convertido por Otamendi en la primera parte gracias a una jugada a balón parado. Diego Costa, que abrió el marcador dejándose la rodilla ante Romero, y Thiago completaron el listado de goleadores.

Un triunfo, como el empate ante Alemania del viernes, que avala la trayectoria de Lopetegui al frente de la selección española. El técnico heredó a un grupo de jugadores que tras haber tocado la mayor gloia futbolística tocó suelo en un ko fulgurante. Lopetegui no sólo renovó los aires sino que ha convertido a España en un equipo, dotando a los amistosos de una continuidad y donde las pruebas se hacen en la táctica y no en el listado de convocados, alejado ya del extraño sistema de Del Bosque.

La culminación de ese camino, a falta de la prueba de fuego del Mundial, estuvo este martes con Argentina como rival. Un caso curioso, donde hasta hace bien poco parte de la afición clamaba por una Argentina sin Messi, acusando de dar más en el Barcelona que en la albiceleste. Hoy, sin él (ni Agüero ni Di María), los críticos tuvieron una visión de lo que sería su equipo sin el faro del 10. Un sacrilegio.

Pese a todo, la primera gran ocasión del encuentro estuvo en los pies de Gonzalo Higuaín, máximo referente ofensivo de los argentinos este martes. Una esplendorosa jugada combinativa llegó a noquear a los españoles, llegando la pelota al 'Pipita' en boca de gol. Pero el delantero de la Juventus erró una ocasión cantada.

Pasando del cliché de la discutida puntería del argentino se pasó al otro bien manido de la garra de Costa. Ambos hicieron honor a esta impostada fama y cuatro minutos separaron el fallo de Higuaín y el tanto de Costa, que llegó tras una bárbara asistencia de Asensio al hueco para que el hispanobrasileño, en un choque con el portero Romero, saliera airoso del golpe entre rodillas de ambos dejando la pelota en el fondo de la red.

España presionaba arriba y asfixiaba, robaba y golpeaba. Solo Biglia era capaz de dar salida a la jugada, con Mascherano provocando un debate sobre su posición de medio centro. Pero Sampaoli por encima de los nombres tiene un bloque tácticamente trabajado que en el primer acto no mereció tanto castigo.

Meza aparecía con peligro en zonas de ataque, con movilidad y calidad, desequilibrando. Higuaín perdonaba la segunda, rematando flojo a manos de De Gea. Y cuando el propio Meza podía marcar, tras una bonita pared, fue Ramos el salvador lanzándose para evitar el empate. Eran momentos de dominio argentino pero apareció Asensio para golpear. Dejó atrás a Mascherano con una potencia incontrolable. Desde el costado izquierdo encontraba primero la llegada de Alba, que no precisaba su remate, y después a Isco que de primeras no perdonaba.

El castigo era duro para Argentina que tiró de orgullo mientras pudo. Lo Celso probaba a De Gea por arriba y Otamendi daba el justo premio con un testarazo tras córner al que reaccionaba tarde De Gea. Eran momentos en los que la figura de Isco crecía. El balón cosido a la bota con su mejor socio, Iniesta, para rebajar el impulso del rival.

Tras una primera parte algo más igualada, el festín de la segunda


Salió a por el empate Argentina en el segundo acto y no pudo ser golpeada con mayor efectividad. España firmó una mitad de ensueño, disfrutando de su fútbol y los goles en el mayor triunfo de la historia de este gran enfrentamiento. Iniesta antes de irse dejaba uno de sus pases al espacio a la movilidad de Iago Aspas, que había entrado por Costa. Se marchó del portero y escorado optó por el pase atrás para que Isco firmase su doblete.

Fue un golpe del que ya no se levantó Argentina. Con demasiados referentes en la grada y en sus casas. De la duda nació el duro castigo. Thiago se descolgaba desde la posición de sustituto de Bisquets para hacer el cuarto tras jugada de Isco.

La fiesta se instalaba en la abarrotada grada del Wanda Metropolitano que respiraba euforia. Mercado se topaba con el travesaño en uno de los intentos argentinos. El hambre marcaría el partido de España, incansable en la búsqueda de más goles con más verticalidad que nunca. A las patadas del rival respondió con goles. El pase desde su área de De Gea premió la ambición de Aspas que marcaba tras superar la salida desesperada de Caballero.

El fin de fiesta no podía ponerlo otro jugador que no fuese Isco. Su exhibición se cerró con su primer triplete en la selección española. Respondiendo a la confianza ciega de Lopetegui sea cual sea su situación en el Real Madrid. La cara de Messi en la grada lo decía todo. Su reto de hacer campeona a esta Argentina es mayúsculo. España mostró los galones que le convierten en una de las favoritas.



. Ficha técnica:

6 - España: De Gea; Carvajal, Piqué (Azpilicueta, m.72), Sergio Ramos, Jordi Alba (Marcos Alonso, m.79); Koke, Thiago (Parejo, m.83), Iniesta (Saúl, m.56), Isco (Lucas Vázquez, m.76), Marco Asensio; y Diego Costa (Iago Aspas, m.46).

1 - Argentina: Romero (Caballero, m.22); Bustos (Mercado, m.62), Tagliafico, Otamendi, Rojo, Macherano (Pavón, m.56), Biglia; Banega (Pablo Pérez, m.62), Meza, Lo Celso (Acuña, m.84) e Higuaín (Lautaro Martínez, m.59).

Goles: 1-0, m.12: Diego Costa. 2-0, m.27: Isco. 2-1, m.39: Otamendi. 3-1, m.52: Isco. 4-1, m.55: Thiago. 5-1, m.74: Aspas. 6-1, m.75: Isco.

Árbitro: Anthony Taylor (ING). Amonestó a Isco (68) y Ramos (88) por España; y a Tagliafico (68), Meza (82) y Pavón (89) por Argentina.

Incidencias: encuentro amistoso disputado en el Wanda Metropolitano lleno, ante 65.541 espectadores. Sergio Ramos recibió una camiseta conmemorativa por alcanzar 150 partidos como internacional absoluto.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios