www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

ETAPA 11

Giro. Yates gana su segunda etapa y da otro zarpazo como líder

miércoles 16 de mayo de 2018, 17:38h
Volvió a meter tiempo a sus perseguidores más directos. Clasificaciones.

Simon Yates se ha destapado como el principal actor con posibilidades de tumbar los pronósticos que auguraban un duelo entre Tom Dumoulin y Chris Froome en la edición 101 del Giro de Italia. El corredor del Mitchelton firmó este miércoles su doblete de triunfos parciales, ampliando la distancia en la cima clasificatoria por la maglia rosa. El británico fue el mejor en la undécima etapa, de 156 kilómetros, que partió desde Asís y llegó a Osimo después de atravesar un terreno rompeiernas.

El corredor de 25 años, como si de una síntesis de lo visto hasta este momento en la corsa, llegó a la línea de meta tras vencer en el mano a mano final ante Dumoulin que deparó la jornada. Yates disolvió a todos los contrincantes en el muro postrero. Su ataque le hizo despegarse del grupod e favoritos y sólo el defensor del título pudo seguirle la estela. A rueda, el neerlandés cedería dos segundos después de casi tres horas y media de esfuerzo.

Yates ha reafirmado, de este modo, su excelente punto de forma en un 2018 en el que está llamado a confirmar las expectativas que ha ido sembrando en estas temporadas. En esta etapa no tan exigente alcanzó a meter ocho segundos a Pozzovivo y Pinot -dos escaladores respetados-, 21 segundos a Aru -en mal punto de cocción-, 23 segundos a Carapaz y 40 segundos a un Froome que sigue arrastrando la falta de rodaje y la presión por su positivo en la pasada Vuelta a España.

En consecuencia, la general ya atiende a Yates como el patrón. El segundo clasificado es Dumoulin, que viaja a 47 segundos de la cima y con el as en la manga de la contrarreloj de la semana próxima. Por detrás asoman Pinot (1:04 minutos de desventaja), Pozzovivo (a 1:18 minutos) y Carapaz (el de Movistar aguanta a 1:56). El primer español sigue siendo Pello Bilbao, que rueda en la octava plaza y con 2:54 minutos de pérdida, mientras que Froome es undécumo y se ha despeñado a 3:20 minutos.

La etapa de esta fecha era corta pero intensa, ya que desplegaba dos ascensiones exigentes. Los corredores tenían que atravesar el Passo del Termine, en el kilómetro 38, y el Valico di Pietra Rossa, en el 97. Una fuga promocionada por Luis León Sánchez y Alessandro De Marchi alteró con rapidez el ritmo. Se añadiría a ese ambicioso movimiento Masnada, Maestri y Turrin. Estos cinco aventureros lucharían de lo lindo y cederían habiendo erosionado al pelotón.

Y es que la presencia del español y de De Marchi, dos de los rodadores principales de esta carrera, provocó que en el grupo grande varios equipos se pusieran a trabajar. Muchas estructuras tenían marcada en rojo la llegada de este miércoles y esos que anhelaban neutralizar la escapada para que sus candidatos remataran con la victoria del día se pusieron manos a la obra, marcando un ritmo abrasivo por momentos. El Lotto Soudal y el Lotto Jumbo titaron por Wellens y por Battaglin.


Hasta cuatro minutos cosecharían los fugados hasta la frontera de los 35 kilómertos. A esa altura el pelotón aceleró sin remisión en un terreno de sube y baja que redujo la desventaja con los escapados a 1:58 en el paso por Filottrano, la localidad natal del homenajeado Michele Scarponi. El pueblo del "Águila de Filottrano" se volcó con el corredor recientemente fallecido, remarcando que su nombre siempre formará parte de la memoria ciclista italiana.

El compás disparado del pelotón obligó a Luis León y a De Marchi a atacar y filtrar el grupo cabecero. Sólo Masnada aguantó la reacción de esos dos colosos que plantaron cara a un tren que les cazaría en los últimos 5 kilómetros. En ese tramo final Wellens abrió fuego desde lejos, pero la vigilancia anestesió su movimiento antes de la llegada a las rampas horrorosas del penúltimo kilómetro. Y a tres de meta los fugados fueron deglutidos por un pelotón frenético.

El desenlace vivió una guerra de guerrillas, con ataques continuados que dejaron en la estaca a Froome. El británico no pudo maquillar su debilidad y ante esa tesitura su compatriota Yates ejecutó una dentellada a la que sólo Dumoulin, a su ritmo, pudo responder. Mantendría el líder su pequeña ventaja y la gestionaría en el empedrado que le condujo hasta la bandera de cuadros. Se trata de la cuarta victoria del feje de filas del Mitchelton en este curso (dos en el Giro y las de la París-Niza y la Volta a Cataluña). El Zoncolan, juez ancestral, espera el sábado para medir las fuerzas de todos.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Desarrollo Editmaker

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.