www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

POLÍTICOS CERCANOS A IGLESIAS ESTUDIAN LA MOCIÓN DE CENSURA CONTRA SÁNCHEZ

lunes 28 de enero de 2019, 12:42h
Algunos podemitas destacados están hartos del ninguneo con el que los distingue Pedro Sánchez...

Algunos podemitas destacados están hartos del ninguneo con el que los distingue Pedro Sánchez. El presidente ha sido especialmente cruel no solo en anunciar sin consultarles el ultimátum de ocho días que le da al dictador Maduro para que convoque elecciones, sino también por el rejón que le ha clavado a Pablo Iglesias al afirmar que el líder venezolano es lo contrario a la izquierda.

Seguramente no lo harán, pero los podemitas pueden plantear en el Congreso de los Diputados una moción de censura en la que el candidato sea un juez neutral sin otro compromiso que convocar elecciones generales a las 48 horas de ser elegido presidente del Gobierno. Está claro que el Partido Popular y Ciudadanos apoyarían esa moción de censura y Pedro Sánchez sería desmontado de su cabalgadura monclovita.

El líder socialista, que inició su presidencia genuflexo ante Pablo Iglesias, gallea ahora como si dispusiera de mayoría absoluta en el Congreso. Pero no es así. Depende de Podemos y si su líder decide ir a una moción de censura, no dejará ni las raspas de Pedro Sánchez. Es cierto que hace un año el PSOE estaba a punto de resultar sorpassado en las encuestas por Unidos Podemos y ahora el retroceso podemita parece evidente. También es cierto que Pablo Iglesias tiene en sus manos la posibilidad de poner en marcha una moción de censura que escabeche al presidente del Gobierno. Los socialistas leales a Sánchez deberían advertirle de que se ande con cuidado. Pablo Iglesias se puede hartar en cualquier momento y obligarle a que abandone Moncloa, con su altivez a cuestas, su suficiencia y todas las prebendas de las que tan copiosamente hace uso.
Las espadas están en alto. Y las ofensas también. Los podemitas se agitan escaldados por tantos desdenes y desprecios.