www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

MUCHO OJO CON LAS ENCUESTAS

lunes 18 de marzo de 2019, 14:17h
En lugar de ser fruto del rigor científico, muchas encuestas están politizadas y no buscan otra cosa que el rédito partidista...

En lugar de ser fruto del rigor científico, muchas encuestas están politizadas y no buscan otra cosa que el rédito partidista. En ocasiones, potenciando al partido que tratan de favorecer. A veces, y conviene no olvidarlo, para deslizar resultados adversos y espolear así a los votantes indecisos que tal vez se queden en casa, sin acudir a la llamada de la urna.

Varios periódicos digitales se hacen eco de una encuesta que por su origen da que pensar. La victoria atribuida a la suma de escaños del Partido Popular, Ciudadanos y Vox podría entenderse como la voz de alarma para que los electores del PSOE y Podemos no se duerman en los laureles. Conforme a la ley d’Hondt, el centro derecha parte con la desventaja de la separación. El costo en votos de cada diputado se multiplica porque la ley d’Hondt es implacable. Al servicio de la gobernabilidad, favorece al partido vencedor y en alguna medida al segundo, pero castiga duramente a los demás.

Casado mejorará sus resultados si llega a acuerdos con los otros partidos de centro derecha en las circunscripciones pequeñas. Y, más aún, si consigue alzarse con una alianza electoral. En todo caso, ojo con las encuestas. Al Partido Popular le conviene hacer sus propios sondeos, serios científicamente, antes de enredarse en la maraña politizada de lo que esgrimen periódicos impresos, hablados, audiovisuales y digitales. Tan negativo es hacerse ilusiones como caer en pesimismos no justificados.

Y bien. El número de indecisos permanece, hoy por hoy, tan alto que ningún resultado puede ser concluyente. Depende de lo que cada partido consiga en la campaña electoral para movilizar a los que en este momento no tienen su voto decidido.