www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

ÉXITO ARROLLADOR DE LA CATALUÑA ESPAÑOLA

domingo 27 de octubre de 2019, 14:51h
Los secesionistas violentos, para impedir que triunfara la manifestación constitucionalista, cortaron...

Los secesionistas violentos, para impedir que triunfara la manifestación constitucionalista, cortaron carreteras, bloquearon los trenes y convocaron una concentración de CDR en la plaza de San Jaime. Fracasaron en su intento. La multitud constitucionalista abarrotó el centro de Barcelona y la concentración de CDR se convirtió en un fiasco acongojante.

Acertó la Sociedad Civil Catalana. Evitó estrellatos, dio relieve a los ciudadanos anónimos y consiguió a traer al Partido Popular, al Partido Socialista y a Ciudadanos. Además, Vox, Unión del Pueblo Navarro y UPyD se sumaron a la manifestación, vertebrada por una incesante marea de banderas españolas, catalanas y europeas. Acudieron también dos ministros del Gobierno: Ábalos y Pep Borrell. A este último, los analistas más sagaces le ven como próximo presidente de la Generalidad y también como presidente del Gobierno español.

Frente a los violentos y las barricadas ardiendo del día anterior, se produjo el éxito de la Cataluña en paz, del buen sentido, del respeto a la Ley y de la inmensa mayoría de los ciudadanos catalanes que quieren una España unida en la que Cataluña mantenga un papel esencial.

La coincidencia más generalizada durante la arrolladora manifestación fue que el presidente marioneta de la Generalidad, el racista Joaquín Torra, no puede seguir al frente del Govern. Representa en Cataluña a un Estado al que agrede de forma miserable. Representa también a todos los catalanes cuando la inmensa mayoría de ellos está en contra de su posición.

A pesar de que los medios públicos de Cataluña estuvieron de forma unánime y obsesiva en contra de la manifestación, los catalanes se lanzaron a las calles de manera pacífica, ordenada, sin un ademán violento.

Reconforta presenciar un acto tan libre, tan constructivo, tan concordante con la realidad. Termino estas líneas recordando lo que el racista Joaquín Torra escribió recientemente: “Los españoles son bestias carroñeras, víboras, hienas con una grave tara en el ADN”. Pues bien, esos españoles, en paz y en orden, cerraron el éxito arrollador de la manifestación constitucionalista con el himno nacional de España que engrandeció las calles barcelonesas.