www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

JUNQUERAS: "ESPAÑA, TE SIENTAS Y HABLAMOS DE LO QUE YO TE DIGA"

lunes 16 de diciembre de 2019, 13:04h
No es fácil leer un artículo tan claro, tan sagaz, como el que Augusto Delkader publica en...
No es fácil leer un artículo tan claro, tan sagaz, como el que Augusto Delkader publica en el diario El País. “Cuando los independentistas manifiestan que carecen de interés en la gobernación de España es bastante improbable que cualquier pacto que se alcance pueda funcionar”, escribe Delkader. Y subraya la identidad española de Cataluña “en el marco europeo”, situando “la manipulación de los independentistas como una de las mayores falsificaciones en la política contemporánea”.

La eclosión del debate secesionista tiene dos causas: la maniobra de los políticos corruptos para eludir la acción de la Justicia; y el intento de ocultar la verdadera situación económica y la distribución del bienestar.

Oriol Junqueras está condenado por sentencia unánime del Tribunal Supremo, reo de gravísimos delitos de sedición contra el orden constitucional. Es un delincuente político, con el que el presidente Sánchez ha abierto una línea de negociación que ofende la dignidad de España. El líder socialista quiere a toda costa que Oriol Junqueras y su partido le faciliten la investidura. Permanece de hinojos ante el delincuente político y accede hasta ahora a todas las exigencias que desde la cárcel le impone el dirigente de ERC. “Es intolerable -escribe Augusto Delkade- que los secesionistas ordenen: España, te sientas y hablamos de lo que yo te diga”.

Las afirmaciones de Pedro Sánchez en favor de la Constitución son pura verborrea. Está bordeando la Carta Magna, ha hecho ya concesiones de vergüenza ajena y parece dispuesto a ceder lo que haga falta por el plato de lentejas de los votos con que cuenta Oriol Junqueras. La estupefacción de una parte de la opinión pública se ha generalizado. España camina de la mano y la ambición de poder de Pedro Sánchez hacia la fragmentación territorial tras más de 5 siglos de unidad nacional.