www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

Novela

Rodrigo Rey Rosa: Carta de un ateo guatemalteco al Santo Padre

domingo 23 de febrero de 2020, 19:50h
Rodrigo Rey Rosa: Carta de un ateo guatemalteco al Santo Padre

Alfaguara. Barcelona, 2020. 240 páginas. 18,90 €. Libro electrónico: 9,99 €.

Por Federico Aguilar

Rodrigo Rey Rosa es una de las voces más reconocidas de la literatura en español. Nacido en la Ciudad de Guatemala en 1958, en el seno de una familia burguesa, viajó en su infancia y adolescencia con sus padres, para luego continuar haciéndolo solo, viajando por Latinoamérica, Estados Unidos -durante un tiempo vivió en Nueva York, donde estudió cine-, Europa y Marruecos. En el país del Magreb, conoció a Paul Bowles y participó en su taller literario. El contacto con el autor norteamericano, quien le tradujo al inglés sus primeras obras y le ayudó a darse a conocer en el ámbito anglosajón, le marcó profundamente. Ha obtenido el Premio Nacional de Literatura Miguel Ángel Asturias y el Iberoamericano de las Letras José Donoso, ha practicado el periodismo y ha hecho incursiones como guionista y director cinematográfico.

Es autor de varias colecciones de cuentos -El cuchillo del mendigo; El agua quieta, Cárcel de árboles, Lo que soñó Sebastián (cuya adaptación cinematográfica dirigida por él mismo se presentó en el Festival de Sundance del 2004)...-, numerosas novelas: El salvador de buques; El cojo bueno, Que me maten si...; La orilla africana, Piedras encantadas (2001), Caballeriza; El material humano; Los sordos y Fabula asiática, entre otros títulos, y el ensayo La cola del dragón. No hay que olvidar su intensa faceta de traductor de autores como Paul Bowles, Norman Lewis, Paul Léautaud y François Augiéras

Se publica ahora Carta de un ateo guatemalteco al Santo Padre, que se abre con una larga misiva al Papa Francisco, fechada en Ciudad de Guatemala-Santa Cruz Canjá en marzo de 2019. La firma Román Rodolfo Rovirosa, experto en religiones comparadas. Al principio de la carta le advierte que no se inquiete, pues no tocará un tema escabroso, relacionado con los escándalos, sobre todo el de pederastia, que han sacudido a la Iglesia católica en los últimos tiempos.

No es pues un asunto de escándalo el que quiere plantearle, aunque para él es igualmente un escándalo, algo que no comprende: la expropiación por parte de la Iglesia de las tierras de los cofrades mayas en el pueblecito kaqchikel de Santa Cruz Canjá, en el altiplano occidental guatemalteco. Así, escribe al Pontífice no en su nombre, sino en el de “un pequeño grupo de creyentes como los debe de haber pocos en el mundo”. Y para interceder por ellos para que se detenga la expropiación.

Tras ese recurso a una carta, se desarrolla una novela en la que Rodrigo Rey Rosa desvela y denuncia los entresijos del poder en su país, lo que esconden conflictos que se remontan al pasado pero continúan en el presente, mediante una historia bien construida, con su punto de provocación, y singulares personajes como el comprador de religiones.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios