www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

REBROTES

Barcelona reduce el aforo de sus playas y Lérida analiza sus aguas residuales para contener la Covid-19

Playa de San Sebastián (Barcelona)
Ampliar
Playa de San Sebastián (Barcelona) (Foto: Efe)
martes 21 de julio de 2020, 14:41h

El número de positivos en Cataluña ha descendido por quinto día consecutivo y desde ayer han contabilizado 590 nuevos contagios, la mitad que los comunicados el pasado día 15, según los datos difundidos este martes por el Departamento de Salud.

De estos 590 nuevos positivos comunicados en las últimas 24 horas, 143 corresponden a la ciudad de Barcelona -67 menos que ayer- y 92 a la región sanitaria de Lérida -113 menos que ayer-.

Pese a este descenso, la situación catalana sigue siendo preocupante y, por ello, están ampliando las medidas para controlar el coronavirus. El Ayuntamiento de Barcelona ha reducido el aforo de las diez playas de la ciudad un 15%, de forma que éstas pasarán de tener una capacidad total de 38.000 a 32.000 personas.

El concejal de Emergencia Climática y Transición Ecológica, Eloi Badia, ha anunciado la decisión que ha tomado el Ayuntamiento de Barcelona de forma coordinada con el resto de municipios metropolitanos con playa, cada uno de los cuales establecerá sus propias medidas de control del uso de las playas para contener el contagio de la Covid-19.

Badia ha explicado que todos los ayuntamientos metropolitanos afectados por las medidas de control del brote dictadas por la Generalidad el pasado sábado, han descartado el cierre de las playas para "evitar éxodo a otros municipios que podría propagar el virus" y han apostado por el control de aforos para garantizar distancias y evitar contagios.

El concejal barcelonés ha explicado que, aunque en las últimas semanas alguna tarde de viernes o fin de semana han tenido que cerrar los accesos a alguna de las diez playas de Barcelona, "nunca han sido todas", ni se ha alcanzado el aforo estimado de 38.000 personas, por lo que la reducción a 32.000 no conllevará "una generación de colas elevada".

Por otro lado, la depuradora de Lérida ha sido seleccionada para formar parte de un estudio del Ministerio de Sanidad que busca detectar la posible presencia de coronavirus en las aguas residuales.

Según ha explicado este martes en rueda de prensa el teniente de alcalde y concejal del Ayuntamiento de Lérida Toni Postius, los análisis los realizarán expertos de las universidades de Barcelona y de Santiago de Compostela con una amplia experiencia en este ámbito. Postius ha especificado que se harán controles periódicos y diariamente se podrá ver si hay "más o menos incidencia" de Covid en la población de Lérida o en las aguas que recibe la depuradora de la ciudad.

De esta forma, ha dicho, "se podrá actuar con carácter preventivo y nos podremos adelantar a la reaparición futura del virus".

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios