www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

TENIS

Roland Garros. Muguruza brilla y Carballés firma la sorpresa del torneo

Roland Garros. Muguruza brilla y Carballés firma la sorpresa del torneo
Ampliar
jueves 01 de octubre de 2020, 23:25h
La caraqueña encajó a Pliskova un 6-3 y 6-2 inapelable. Y el canario eliminó a Shapovalov, un top-10.

La jornada de este jueves en la edición 2020 de Roland Garros no ha tratado mal al tenis español. Empezando por el rendimiento de Garbiñe Muguruza. La tenista caraqueña había aterrizado en París en busca de sensaciones positivas, de partidos que aumenten su seguridad y concentración. Para recobrar el tono mental y físico que le llevó a jugar en la final del Abierto de Australia a comienzos de año. Por ello se dejó un set en su debut ante la débil Tamara Zidanšek.

En su partido de esta fecha se medía contra la eslovaca Kristyna Pliskova, gemela de Karolina, la cuarta mejor jugadora del mundo. Y Garbiñe resolvió el evento con más solidez y consistencia que lo visto el pasado lunes. Dio carpetazo a la cita de segunda ronda del Grand Slam francés por un claro 6-3 y 6-2. Por poco pasaría de la hora el esfuerzo empleado ante la 69ª clasificada del ránking femenino.

Muguruza, ganadora sobre la tierra batida parisina en 2016, evidenció una jerarquía y soltura sobresalientes. Tras doblegar a su oponente coyuntural, ahora espera un cruce frente a la estadounidense Danielle Collins. Se trata de la 57ª del mundo, una jugadora que venció a la joven danesa Clara Tauson, de 17 años y procedente de la fase previa, por 6-2 y 6-3. En su segundo viaje a esta altura del torneo. Por tanto, el favoritismo recae sobre la española.

"Me siento contenta de haber ganado contra una rival incómoda, de mejor calidad. He aprovechado antes mis ocasiones. Ahora estoy contenta, ha sido un día pesado, con una larga espera", avanzó Garbiñe en su análisis. Y comparó su juego con el estreno del lunes de este modo: "He sacado mejor, ante una jugadora que es importante mantener el saque. He conseguido mantener mi saque ante una rival difícil, zurda y he podido aprovechar mis oportunidades, que han caído más temprano que tarde". "En las mujeres, incluso contra las del nivel medio, si tienes un día que no estás bien, no vas a ganar. Si no tienes un buen día, te vas a casa", sentenció.

Además de su victoria, el deporte nacional festejó los triunfos de Roberto Bautista, Pablo Carreño, Paula Badosa y sobre todo, el de Roberto Carballés. Este jugador canario se encargó de protagonizar la campanada del torneo hasta este punto. Venció al canadiense Denis Shapovalov, noveno cabeza de serie. Tumbó a este prometedor juvenil en una auténtica maratón que duró más de cinco horas. El marcador acabó en un 7-5, 6-7 (5), 6-3, 3-6 y 8-6 que desquició por completo al americano. No obstante, prometía mucho más que ser eliminado en la segunda fase.

Carballés exhibió una calma y un temple impresionantes. Capaces de relativizar el ranking ATP (viaja en el puesto 101). Su juego compacto le proporcionó, a sus 27 años, tres alegrías extra: ganó por vez primera un combate de cinco mangas, probó a qué sabe tumbar a un Top-10 del tenis mundial y arribó a la tercera ronda parisina, territorio nunca explorado. Levantó dos veces las oportunidades de Shapovalov para ganar el partido en el quinto set. El canadiense acabaría declarando, fuera de sí, que "el orden de juego de Roland Garros es una basura y la burbuja no existe". Ahora, el canario competirá ante el búlgaro Grigor Dimitrov, que venció al eslovaco Andrej Martin por 6-4, 7-6 (5) y 6-1.

Asimismo, el cuadro quiso que el buen hacer de los españoles enfrente a Bautista y a Carreño por un billete a los cuartos de final. El castellonense, décimo favorito, arrolló al húngaro Attila Balazs por 6-3, 6-1 y 6-2 y accedió a este peldaño por sexta vez en su carrera. "Estoy teniendo un buen nivel, aseguró el jugador, que alcanzó los cuartos en Roma. "Es bueno no dejarse muchos minutos en las primeras rondas para llegar bien a los partidos importantes", expuso. Y Carreño, cabeza de serie 17, alzó los brazos ante el argentino Guido Pella, por 6-3, 6-2 y 6-1. Será su cuarta visita a la tercera fase. "No esperaba que fuera un partido así de cómodo, he jugado muy bien de principio a final. El otro día tuve un bache y hoy el nivel muy alto", admitió. Así pues, habrá duelo fratricida.

Y Badosa, debutante en Francia con 22 años, sorprendió a los pronósticos al vencer a la estadounidense Sloane Stephens, favorita 29ª y campeona del US Open en 2017. Se impuso por 6-4, 4-6 y 6-2, con una fluidez nunca vista en su tenis. De hecho, este es el triunfo más importante de su currículum y le catapulta a examinar su crecimiento contra la letona Jalena Ostapenko, que viene crecida tras superar a la checa Karolina Pliskova, segunda cabeza de serie. La española ya ganó a su próxima rival en 2017. Peleará por repetir y llegar a las eliminatorias de las 16 mejores tenistas.

Por último, no pasaron el corte Albert Ramos y Davidovich. El primer cayó contra el húngaro Marton Fucsovics por 7-6 (2), 6-3 y 7-5, mientras que el segundo plantó cara al favorito ruso Andrey Rublev -el jugador con más victorias en 2020 tras Novak Djokovic y que llegaba de ganar en Hamburgo-. El español de 21 años alcanzó a controlar fases del partido, mas pagaría su inexperiencia para despedirse con un 7-5, 6-1, 3-6 y 6-1. Ninguno de ellos se pudieron añadir a los ya clasificados: Rafa Nadal y Pedro Martínez.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios