www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

EDITORIAL

Ocho leyes de educación y ninguna con consenso

lunes 23 de noviembre de 2020, 12:06h

La ley de educación que pondrá en marcha el Gobierno socialcomunista es la octava de nuestra democracia. Ninguna ha sido aprobada por consenso y todas han sido derogadas por el siguiente Ejecutivo. Ya hemos denunciado que para contentar a su mayoría Frankenstein, la normativa que entrará en vigor ha cedido a los secesionistas catalanes para suprimir el español en las aulas; también a Podemos, ERC y Bildu para desmantelar la educación concertada y al entero espíritu comunista para suprimir los colegios de educación especial sin tener en cuenta que resulta cruel y aberrante obligar a los niños deficientes a estudiar en los colegios normales.

El vertiginoso cambio de las leyes de educación que se produce cada vez que cambia el Gobierno provoca la confusión de profesores y alumnos y los colegios se ven obligados a cambiar los libros de texto, lo que conlleva un gasto extra de los padres. Sin duda, en especial las leyes de educación, requieren ser elaboradas y aprobadas por consenso, por un pacto de Estado entre los dos grandes partidos y por una amplia mayoría del Parlamento. La redactada por el Ministerio de Celáa ha pasado el primer trámite del Congreso por un solo voto.

Pero mientras Pedro Sánchez sea el presidente del Gobierno hay que descartar los pactos de Estado, aunque algunos se desgañitan exigiéndolos con una ingenuidad sin límites. El líder del PSOE aparenta invitar al PP y a Ciudadanos a negociar. Pero es puro marketing político. Pretende que la oposición se pliegue a sus propuestas y, en caso contrario, luego les acusa de no querer dialogar. Ahí está el ejemplo de Inés Arrimadas, empeñada en apoyar unos presupuestos enteramente contrarios a los principios liberales de Ciudadanos y que tarde o temprano tendrá que rechazar. Mientras, Pablo Casado ya ha anunciado que cuando llegue al Gobierno derogará de inmediato la ley Celáa. Hay que esperar, que si eso ocurre, intente consensuar una nueva normativa. Lo que solo podría lograrse si para entonces no está Pedro Sánchez al frente del PSOE.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(0)

+

1 comentarios