www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

FÚTBOL

Ligas europeas. El City salva su racha y Morata rescata a la Juventus

Ligas europeas. El City salva su racha y Morata rescata a la Juventus
Ampliar
martes 02 de marzo de 2021, 23:47h
El equipo dirigido por Pep Guardiola firmó su 21ª victoria consecutiva.

El Manchester City vio peligrar su imperial racha de triunfos seguidos durante 80 minutos. Recibía en el Etihad al Wolverhampton Wanderers, en un duelo correspondiente a la Premier League en el que los 'Citizen' afrontaron un combate ante uno de los clubes más rocosos del campeonato. Y sufrirían de lo lindo para sacar adelante el encuentro, a pesar de haberse adelantado en el marcador.

El sistema preparado por Pep Guardiola desplegaría un monólogo absoluto hasta el descanso, protagonizando la iniciativa y la posesión. El escuadrón visitante apostó por atrincherarse de forma intensiva y no dispararían hacia el arco defendido por Ederson en todo el primer acto. Ese guión de partido era el esperado, mas no entraba en los cálculos de ningún analista que el electrónico se abriera con un tanto en propia puerta.

Ocurrió en el minuto 15, cuando el español Rodri dibujó un pase en profundidad y elevado hacia el desmarque de Riyad Mahrez. El talentoso argelino ganó la espalda a toda la retaguardia rival, apuró hasta la línea de fondo y emitió un pase potente y espinoso que provocó el error de Leo Dendoncker. El zaguero, en su intento de despeje, acabaría introduciendo el balón en su portería.

A partir de ahí se activaría, todavía más, el mando unidireccional pautado por el City. Los 'Sky Blues' controlaron el tempo, con combinaciones horizontales eternas, y se cuidaron de conceder contragolpes a la delegación entrenada por Nuno Espírito Santo. Sin embargo, el paisaje cambiaría en la reanudación. Los Wolves, en uno de sus intentos ofensivos inaugurales, acertaron. En el minuto 61, por medio de una falta lateral, Connor Coady conectó un testarazo inapelable que empataba el choque.

Se descubrió el City en una contrarreloj en la que no encontraba la manera de refrescar su gobierno sin sufrir tras pérdida. En ese escenario incierto emergió la versión más amenazante de Adama Traoré, conductor de varias transiciones venenosas a las que sólo les faltaría una finalización correcta para completar la remontada. Perdonarían los 'Lobos' y abrirían una ventana de oportunidad en el tramo postrero para que los favoritos se volcaran, empeñados en traducir su 70% de posesión en ocasiones nítidas.

Y los líderes arriban a la orilla en su esfuerzo. Cuando restaban 20 minutos para el 90, el esquema 'Citizen' aceleraría su ritmo de pases y prendió un asedio que cercó el área de Rui Patricio. Avisaría Raheem Sterling con un chut que escupió la madera y en el 80 Gabriel Jesús hizo diana, para tranquilidad de su camarín, al amortizar una pelota suelta con un remate a la media vuelta. El brasileño firmaría su doblete en un descuento en el que Mahrez instaló la goleada (4-1) y corroboró la continuidad de una inercia que asciende ya a 21 victorias consecutivas. Una barbaridad -28 partidos sin perder en todas las competiciones- que amplía su colchón en la cima del fútbol inglés a 15 puntos.

Por otro lado, Italia también acogería un evento en el que el patrón de su balompié sollozó hasta localizar la fórmula para ganar a un oponente inferior sobre el papel. La Juventus, de trayectoria titubeante, examinaba sus dudas ante el Spezia (15º de la Serie A y recién ascendido). Y las confirmó, en buena medida, hasta que Álvaro Morata apareció para reivindicarse y tirar un flotador al discutido técnico Andrea Pirlo, que le había relegado a la suplencia.

La 'Vecchia Signora' formaría con Cristiano Ronaldo y el juvenil Dejan Kulusevski en punta. Y no cosecharía buenas sensaciones en el primer tiempo. Los visitantes acertaron al plantear un valiente cuerpeo con un aristócrata turinés sin soluciones ni juego coral. Plantaron cara con solvencia y sólo permitirían una oportunidad cristalina al cinco veces Balón de Oro, que al borde del intermedio remató al palo.

En la reanudación, Pirlo no aguantó más la densidad y le dio la alternativa a Morata. El internacional español entró en juego en el minuto 61 y en el 62 abrió el marcador. Su tremenda irrupción sobre el césped, tras haberse pedido el duelo previo por sufrir secuelas de un virus, derivó en el 1-0 al embocar un centro de Federico Bernardeschi, que también acababa de entrar.

La quinta diana liguera del ex delantero de Real Madrid y Atlético, que se añade a los seis goles anotados en Liga de Campeones, allanaría el terreno en modo claro a un ataque juventino que sentenciaría diez minutos más tarde. El carrilero Federico Chiesa hizo caja al aprovechar un rechace del portero Ivan Provedel. Y el 3-0 definitivo llevaría la firma de Ronaldo. El luso puso el broche con su vigésimo gol liguero que le mantiene como la referencia en la lista del 'capocannoniere'. Lo logró al marcarse un esprint asombroso -para su edad- en el minuto 89, que le propulsó para resolver una contra. Así las cosas, después de que Andrey Galabinov fallara un penalti antes del pitido final, la Juve se aferra al tercer puesto, a siete puntos de distancia del Inter.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios