www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

LA PRESIÓN FISCAL SOBRE MADRID, EJE DE LA CONTIENDA ELECTORAL

La subida de impuestos que prepara el Gobierno dinamita la campaña de Gabilondo

Ángel Gabilondo y Pedro Sánchez.
Ampliar
Ángel Gabilondo y Pedro Sánchez.
lunes 12 de abril de 2021, 15:53h
Frente al candidato socialista, presionado por Moncloa y por Podemos en lo fiscal, Ayuso defiende que realizará "la mayor bajada de impuestos de la historia".

El candidato socialista Ángel Gabilondo, que firmó una tribuna en el diario El País en la que se comprometía a no subir los impuestos si lograba gobernar la Comunidad de Madrid, ha visto cómo su promesa electoral quedaba en entredicho desde Moncloa, además de sus posibles apoyos electorales, que buscan acabar con las tasas bajas que rigen la autonomía madrileña.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, que se ha involucrado personalmente en la campaña madrileña, ha querido sacar del atolladero a su candidato: el Gobierno, ha dicho, buscará integrar todas las "sensibilidades" autonómicas en la reforma fiscal que prepara para subir los impuestos.

"Gabilondo presenta su propuesta para Madrid", ha subrayado Sánchez en una comparecencia tras el Consejo de Ministros después de que el PP haya apuntado a una contradicción entra la negativa del candidato a subir impuestos y la defensa de una regulación de los impuestos de patrimonio o sucesiones apuntada ayer por la ministra de Hacienda, María Jesús Montero.

La Ministra de Hacienda, María Jesús Montero, daba este lunes el primer paso para acometer su ansiada reforma fiscal que previsiblemente subirá impuestos como los de patrimonio o sucesiones en toda España. Montero ha anunciado este lunes el nombre de los 17 expertos que integrarán el grupo de trabajo para la pretendida reforma. Este comité deberá presentar sus conclusiones el 28 de febrero del próximo año.

Sin embargo, Montero espera adelantar la modificación de ciertas cargas fiscales lo máximo posible, de forma que puedan entrar en vigor mediante su incorporación a los Presupuestos de 2022. En este sentido, la ministra ha dejado clara su intención de "armonizar" los impuesto de Patrimonio, Sucesiones y Donaciones en todo el territorio, especialmente en aquellas autonomías que han "vaciado de contenido" este tributo, en una clara alusión a Madrid.

La postura de la titular de Hacienda contrasta con la de Ángel Gabilondo, candidato del PSOE a gobernar la Comunidad de Madrid, que mantiene entre sus lemas de campaña que no tocará los impuestos al menos durante los dos años que restan de legislatura. Pese la intención de Montero de contravenir el deseo de Gabilondo, el líder de los socialistas madrileños mantiene su compromiso de no tocar la fiscalidad: "Mi compromiso permenece intacto; no tendrá nadie que pagar ni un euro más en lo que tiene que ver con impuestos", ha dicho este martes.

Ya Pablo Iglesias torpedeaba este lunes a su posible aliado al asegurar que si tras el 4M gobiernan las izquierdas se asumirá su premisa de que se suban los impuestos a las rentas más altas al margen de lo que el candidato del PSOE diga en campaña.

Frente a estas afirmaciones, la candidata del Partido Popular, Isabel Díaz Ayuso, ha defendido la continuidad de políticas fiscales a la baja para seguir atrayendo a las empresas y al turismo internacional.

Así lo ha señalado durante su visita a las oficinas del Grupo Radisson Hotel Group en Madrid, unas instalaciones en las que están ubicados sus departamentos estratégicos en el sur de Europa y cuya previsión es que albergue 300 empleados durante este año.

“Vamos a seguir bajando los impuestos de la Comunidad de Madrid y nos hemos comprometido a realizar la mayor bajada de impuestos de la historia. No vamos a aumentar la burocracia en la administración ni subir los impuestos”, ha reiterado la presidenta para señalar que, precisamente, todo esto permite que “Madrid suene más y suene mejor”.

Impuesto de sociedades, patrimonio...

Hacienda sostiene que medida que el Comité "vaya aportando todas aquellas cuestiones que crea que pueden ser de interés", el Gobierno "tomará nota", las someterá a discusión y estudiará su posible puesta en marcha si lo permite el momento económico. Estas primeras aportaciones "formarán parte del análisis político para que la implementación sea lo más rápida posible", ha defendido, "siempre escuchando al sector económico".

Entre los aspectos que podrían formar parte de estos primeros pasos de la reforma fiscal figura además el impuesto de sociedades, que actualmente tiene "bajo rendimiento" y cuya modificación se encuentra sometida a debate a nivel internacional tras la propuesta estadounidense de fijar un tipo mínimo en todo el mundo. "Cada vez más países" apuestan por un acuerdo para el impuesto de sociedades, ha señalado Montero, que no obstante ha advertido de que si no se producen avances el Gobierno de España aprobará sus propios cambios como ya hizo con el impuesto digital.

El Libro Blanco sobre la Reforma Tributaria consistirá en un análisis de todo el sistema tributario, tanto desde un punto de vista económico como de equidad, con atención a las tendencias internacionales en cuestiones como la fiscalidad verde o la digital. De hecho, según ha detallado Hacienda, las materias fundamentales del trabajo serán la fiscalidad medioambiental, la imposición societaria, la tributación de la economía digitalizada, la fiscalidad de las actividades económicas emergentes y la armonización de la tributación patrimonial.

En su intervención, Montero ha animado al Comité a "imaginar" un futuro en el que las figuras tributarias logren legitimidad y aporten recursos suficientes para sufragar las políticas públicas e impulsar la transformación del sistema productivo, al tiempo que cierran la brecha de recaudación con la Unión Europea.

El presidente del Comité, Jesús Ruiz-Huerta, catedrático de Economía Aplicada de la Universidad Rey Juan Carlos y director del Laboratorio de la Fundación Alternativas, próxima al PSOE, ha destacado que su labor consistirá tanto en hacer un diagnóstico de la situación como de "proponer alternativas viables de reforma".

El Comité está formado, además, por un secretario -el director general del Instituto de Estudios Fiscales, Alain Cuenca- y 15 vocales: Fran Adame, Antonio Agulló, Olga Cantó, Laura de Pablos, Santiago Díaz de Sarralde, Xavier Labandeira, Santiago Lago, Guillem López Casasnovas, Julio López Laborda, David López Rodríguez, Carlos Monasterio, Saturnina Moreno, Violeta Ruiz-Almendral, María Teresa Soler y Marta Villar.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(0)

+

5 comentarios