Ir a versión MÓVIL

www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

posible intoxicación

Un muerto y dos heridos en un accidente laboral en un barco en Cádiz

jueves 10 de junio de 2010, 21:04h
Dos personas han resultado heridas y una ha muerto este jueves al sufrir un accidente laboral en el buque de bandera turca "Kamal-K" que navegaba a unas 13 millas de la costa de Chipiona (Cádiz). Al parecer, podían haberse intoxicado, ya que estaban inspeccionando un tanque en el momento de los hechos.
Una persona ha muerto y otras dos han resultado heridas esta tarde en un accidente ocurrido cuando entraban en un tanque vacío, en el que al parecer se habían acumulado gases tóxicos, del buque de bandera turca "Kamal-K" que navegaba a unas 13 millas de la costa de Chipiona (Cádiz).

Según fuentes de Salvamento Marítimo, el fallecido, el contramaestre del barco, cayó al fondo del tanque desde una altura de cinco metros, aunque se desconoce aún si la caída fue causada por inhalación de gases tóxicos o por otras circunstancias.

Poco antes de las dos de la tarde, el capitán del barco llamó a Salvamento Marítimo diciendo que se había producido una explosión y que necesitaba evacuar a tres heridos.

Un helicóptero acudió al lugar y con ayuda de una camilla, un cable y un rescatador, subió a bordo a los tres heridos y los condujo hasta Jerez de la Frontera.

Uno de ellos, el contramaestre, falleció antes de llegar al hospital, y los otros dos, el primer oficial y un marinero, han quedado ingresados en el Hospital de Jerez.

Las fuentes de Salvamento Marítimo han señalado que, según las versiones facilitadas por la tripulación, lo ocurrido no fue una explosión, como se informó en un principio, sino un accidente laboral que se produjo cuando los tres tripulantes entraron en un tanque vacío del barco, bien para limpiarlo o para inspeccionarlo.

El tanque tenía líquidos residuales de cargas anteriores que pudieron emitir algún gas tóxico.

El buque de bandera turca "Kamal-K" acababa de dejar en Huelva su cargamento de aceite vegetal y estaba a trece millas de la costa de Chipiona, al borde de las aguas territoriales españolas, esperando órdenes de su armador, según fuentes de Salvamento Marítimo.

El barco ha podido navegar solo, sin ayuda, hasta el fondeadero del Puerto de Cádiz, a unas dos millas de la bocana, donde aún permanece.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.