www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

NO A LA HUELGA SALVAJE DE LOS SINDICATOS

miércoles 30 de junio de 2010, 11:58h
La huelga es un derecho democrático fundamental. El abuso de los sindicatos al no respetar la ley cuando se convoca una huelga debe ser perseguido con toda la fuerza del Estado de Derecho. La transformación de los piquetes informativos en piquetes violentos es un delito. La violación de los servicios mínimos también es delito. Los dirigentes sindicales que cometan esos delitos no pueden quedar impunes ante la ley. Hay que denunciarlos, perseguirlos judicialmente, hacerles pagar las culpas que hayan cometido con grave perjuicio a los ciudadanos.

     Ha llegado la hora de que concluya el temor reverencial a los sindicatos. Margaret Thatcher lo consiguió en Inglaterra. Aquí ha sido lo contrario en los últimos años, en los que Zapatero el dadivoso ha cubierto de mercedes a las centrales sindicales y se ha dejado aconsejar áulicamente por Cándido Méndez.

     Como se lee hoy en un editorial de El Mundo, “la causa del conflicto reside en que los 7.000 trabajadores del Metro se niegan a aceptar el recorte salarial que quiere imponer el Gobierno de Esperanza Aguirre, en cumplimiento del decreto ley de ajuste presupuestario, aprobado en el Congreso y que afecta a todo el sector público”.

     Frente a esa decisión, los sindicatos tienen derecho a convocar una huelga. Pero no salvaje. El Estado de Derecho ha establecido límites al derecho de huelga para paliar los perjuicios a los ciudadanos. Y hay que respetar esos límites. Hay que obligar a respetarlos. Ni el Gobierno de la Comunidad Autónoma madrileña ni el Gobierno de la nación pueden tolerar el escarnio que unos líderes sindicales prepotentes están haciendo de la democracia española, de nuestro Estado de Derecho.


¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.