www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

ETA no cambia

Alejandro Muñoz-Alonso
lunes 20 de septiembre de 2010, 21:28h
Cuando hace menos de dos semanas se conoció el primer comunicado de ETA –primero porque parece que se nos amenaza con toda una serie- anunciando su “cese de actividad” o algo así, me sentí un tanto sorprendido y hasta humillado por la enorme y desproporcionada cobertura informativa que se dio al “acontecimiento”. ¿Cómo se puede tomar mínimamente en serio a las descaradas maniobras propagandísticas de una banda criminal que en cincuenta años no ha mostrado la menor voluntad de abandonar la violencia? Hasta el más lerdo, si no está demasiado ciego, puede darse cuenta de que la banda criminal sólo busca ganar tiempo para recuperarse porque, efectivamente, la acción policial y la colaboración de Francia la han puesto contra las cuerdas.

Como en el mal llamado “proceso de paz”, de la legislatura pasada, ETA sólo busca reconstruir sus cuadros de pistoleros, reclutarlos, entrenarlos y ponerlos de nuevo en situación de actuar, esto es de matar. Por la red circula un video, made in ETA, que la banda utiliza para que sus nuevos reclutas aprendan las técnicas para el asesinato, con casos prácticos. Como en aquel “proceso” –ante el que babearon tantos políticos y periodistas- ETA seguirá haciendo cuanto esté en su mano para adquirir el armamento y todo el material necesario para volver a su actividad criminal: explosivos, coches, matrículas dobladas, material informático y de comunicaciones…etc. Para todo ello, necesita dinero y para conseguirlo, además de continuar con la extorsión que ellos denominan “impuesto revolucionario”, es imperioso que su gente continúe en las instituciones, y que, por lo tanto, burlando la ley de partidos, se puedan presentar marcas “blancas” a las elecciones municipales que tendrán lugar dentro de algo más de ocho meses.

Tienen que hacer todo lo posible la presencia de batasunos y demás proetarras en los ayuntamientos. Por eso ahora, de pronto, se han vuelto demócratas, a ver si cuela. Se está echando encima el tiempo y eso explica la intensa “actividad comunicativa” de la banda terrorista. ETA debe ser el único grupo terrorista del mundo que, por medio de una serie de vericuetos y vías indirectas, consigue financiación procedente del mismo Estado al que intenta destruir. Y para ello es indispensable que sus activistas del “brazo político” continúen en los ayuntamientos vascos y navarros, como ya están en los cuarenta que gobiernan.

En el segundo comunicado ETA prosigue en su línea de siempre. En un increíble alarde de desfachatez, se ofrece para darle lecciones de democracia al Gobierno y plantea unas negociaciones en la que se consigan unos “mínimos democráticos”. El fracasado “proceso de paz” se transforma ahora en “proceso democrático”, al tiempo que intenta de nuevo internacionalizar lo que ellos llaman “el conflicto” con la ayuda de unos supuestos y autodesignados “líderes internacionales en la Resolución de Conflictos y Procesos de Paz” que firmaron en marzo una campanudamente denominada Declaración de Bruselas que demuestra que no tienen ni idea de la verdadera entraña del supuesto “conflicto” vasco. Entre ellos figuran, además del ya famoso Currin –que se ha convertido en el correveidile de la “izquierda abertzale”, esto es del “brazo político” de ETA- varios Premios Nobel de la Paz, entre ellos cuatro irlandeses que seguramente quieren (nadie les va a negar su buena voluntad, aparte su alto grado de despiste), aplicar al “conflicto” vasco la experiencia de los Acuerdos del Viernes Santo de 1989 que permitieron un efectivo avance hacia la solución del problema de Irlanda del Norte.

Pero aquello fue posible porque el brazo político del IRA logró imponerse sobre el sector del activismo terrorista., mientras que aquí es ETA quien manda y batasunos y demás quienes tienen que obedecer. Los entusiastas elogios que desde Batasuna se han hecho de este último comunicado demuestran su nula voluntad de romper con el aparato armado de la galaxia etarra. Con tal de agradar a sus amos de las pistolas, la “•izquierda abertzale” ve en este último comunicado lo que no hay en él y habla de “un proceso irreversible”. Menudo camelo.

ETA está con el agua al cuello y busca desesperadamente balones de oxígeno para seguir existiendo, esto es para poder seguir matando cuando quiera y pueda. Quienes viven en el País Vasco comentan la enorme diferencia de las manifestaciones batasunas de antes, a golpe de tambor y con muchos miles de asistentes, y las de ahora, con asistencia muy reducida y con suaves músicas de acompañamiento. Están en pleno retroceso, lo saben y lo sienten y están ensayando todos los procedimientos que se les ocurren para no caer en la extinción pura y simple. Tanto desde el Gobierno como desde el primer partido de la oposición, se ha restado importancia a este segundo comunicado. Gobierno y PP están de acuerdo en afirmar que el único comunicado deseable sería aquel en el que la banda criminal anunciase el abandono definitivo de la violencia, esto es su voluntaria disolución.

Los mediadores de la Declaración de Bruselas no llegaban a pedirle a ETA que desapareciese, pero si que declarara “un alto el fuego permanente y completamente verificable”. Pero ETA no llega a eso y, por el contrario, introduce en su texto un párrafo cursilón y pretendidamente literario en el que afirma que “ha hecho zarpar de nuevo el barco de la oportunidad para la resolución democrática del conflicto. Y ha tomado la primera decisión sin echar el ancla, con disposición de navegar en aguas `profundas”. Sería de risa si no fuera porque proviene de unas gentes cuyo inveterado empecinamiento criminal es conocido por todos los españoles y que ha producido tantas muertes, tan incontables sufrimientos, sobre todo a las víctimas directas. ETA quiere marcar la agenda y no cabe más respuesta que intensificar la lucha hasta que el Estado de derecho logre su total desaparición. Los terroristas no van a dar facilidades.

Alejandro Muñoz-Alonso

Catedrático de la UCM

ALEJANDRO MUÑOZ-ALONSO es senador del Partido Popular

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (3)    No(0)

+
0 comentarios