www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

DESFILE MILITAR: ZAPATERO EN LA PICOTA

martes 12 de octubre de 2010, 11:30h
A pesar de las maniobras gubernamentales para limitar y seleccionar la asistencia al Desfile militar, a pesar del cambio de ubicación de la tribuna presidencial, de tantas trampas subterráneas, Carmina Chancón no ha podido evitar que el pueblo madrileño abucheara sonoramente al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero.
El Rey, impecable capitán general de los Ejércitos, ha presidido como siempre el Desfile con la sobriedad militar que le caracteriza. Carmina Chacón era una sombra chinesca a su lado; Zapatero, un fantasma. Porque lo que ha dejado claro el Desfile, disminuido por la citarería de los recursos económicos, que se derrochan en asesores y subvenciones, es que el presidente está en la picota. Le chilla el pueblo, le abuchean los trabajadores, la zahieren los presidentes socialistas de las Comunidades, le zarandean las encuestas, se mofan de él los medios de comunicación internacionales. La verdad es que no le respetan más que algunas de las ministras de su Gobierno.
No se puede gobernar seriamente y durante tantas meses contra la mayoría. Los propios socialistas se han revuelto contra Zapatero. En sano ejercicio democrático, tras las elecciones catalanas, el presidente debería anunciar las generales para febrero o marzo. Su empecinamiento al frente del Gobierno daña al PSOE y a sus presidentes de Comunidad, también a sus alcaldes. Todos ellos lo saben muy bien. Pero, sobre todo, la continuidad zapatética daña a España. Necesitamos, casi desesperadamente, de un Gobierno que nos devuelva la confianza internacional. Los gritos de “Zapatero, dimisión” que vertebraron el Desfile no son una anécdota, sino que reflejan una situación insostenible.

Luis María ANSON

de la Real Academia Española

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios