www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

El Polisario acusa a la ONU de no impedir la muerte

Rabat alega que respondía a disparos cuando mataron al niño mientras España calla

lunes 25 de octubre de 2010, 13:35h
Un adolescente saharaui de 14 años de edad falleció el domingo por la tarde y otras siete personas estarían heridas de gravedad por los disparos de efectivos del Ejército marroquí que abrieron fuego sobre un vehículo en el que se desplazaba un grupo de personas para intentar sumarse al campamento de protesta levantado el pasado 9 de octubre a las afueras de El Aaiún. El Ministerio marroquí del Interior ha asegurado que los disparos que anoche acabaron con la vida del saharaui de 14 años Nayem Elgarhi cerca de El Aaiún (Sahara Occidental) fueron en respuesta "a una bala disparada desde uno de los vehículos".
El Ministerio marroquí del Interior ha asegurado que los disparos que anoche acabaron con la vida del saharaui de 14 años Nayem Elgarhi cerca de El Aaiún (Sahara Occidental) fueron en respuesta "a una bala disparada desde uno de los vehículos".

En un comunicado difundido por la agencia oficial MAP, el Ministerio del Interior señala que "según los primeros elementos de la investigación, los individuos en cuestión estaban a bordo de dos vehículos. Se disparó una bala desde uno de ellos, lo que obligó a las fuerzas del orden a responder".

El Ministerio marroquí también señala que en el suceso "una persona murió y tres resultaron heridas". De acuerdo con la versión marroquí, entre los ocupantes de uno de los coches estaba Ahmed Daudi, alias "Djija", sobre quien supuestamente pesaba una orden de busca y captura por "varios delitos cometidos a su salida de la prisión", en la que había purgado varias condenas por robo y otros delitos.

Sin embargo, fuentes saharauis explicaron a Efe que el coche en el que viajaba el adolescente muerto intentó atravesar sin detenerse uno de los puestos de control establecidos por las fuerzas de seguridad marroquíes en torno al campamento de protesta Gdeim Izi, situado unos 18 kilómetros al este de El Aaiún. Tras esa infracción, según estas fuentes, los militares del puesto abrieron fuego con metralletas sobre el vehículo. Los heridos, que según los saharauis son seis, fueron trasladados al hospital Hassan El Mehdi, aunque todavía se desconoce su estado.

El Polisario acusa a la ONU de no impedir la muerte de un niño saharaui
En respuesta a este asunto, el delegado del Frente Polisario en España, Bucharaya Beyun, acusó este lunes a la ONU de "no haber hecho nada" para impedir la muerte de un niño saharaui este domingo por disparos de la policía marroquí cerca de los campamentos situados a las afueras de El Aaiún.

En declaraciones, Beyun censuró la pasividad de la ONU a pesar de que el Polisario le advirtió días antes sobre el temor a que pudiera ocurrir una tragedia, ante el acoso de Marruecos a los campamentos levantados el pasado día 10 para reivindicar los derechos del pueblo saharaui.

El delegado del Polisario aseguró que su organización tramitó varias peticiones de ayuda por escrito a los responsables de la Misión para el Referéndum del Sahara Occidental (Minurso) para evitar que hubiera incidentes.

Ingresados en estado grave
Tres saharauis heridos anoche por los disparos de la policía marroquí en un puesto de control junto al campamento levantado en las afueras de El Aaiún para protestar continúan ingresados en estado grave, informaron a Efe fuentes saharauis. Según las fuentes, la madre de Ahmed Daudi, uno de los heridos, tuvo la ocasión de visitarlos esta tarde en el Hospital Militar y comprobar su estado, después de que en las últimas horas se difundiese el rumor acerca de la posible muerte de éste.

Daudi, cuyo estado es el más grave de los tres, ha sido operado de urgencia y presenta una herida de bala a la altura de la parte inferior de la espalda; Alaui Laghdaf tiene otra herida de bala en el muslo y asegura haber sido golpeado por la policía marroquí; y Zubeir Elgarhi, hermano del menor fallecido en el mismo incidente, también continúa ingresado por otra bala en la pierna.

Las autoridades marroquíes acusan a Daudi de haber causado el incidente al disparar contra un puesto de control de la policía marroquí, cuando intentaba entrar en el campamento Gdeim Izi, situado unos 18 kilómetros al este de El Aaiún, donde miles de saharauis protestan por su situación socioeconómica. Según dijo a Efe el portavoz del Ejecutivo, Jalid Naciri, las fuerzas de seguridad hallaron un "arsenal" dentro de los dos coches en que viajaban Daudi y el adolescente de 14 años Nayem Elgarhi, que murió por los disparos.

Fuentes saharauis, sin embargo, indicaron que los policías abrieron fuego cuando uno de los todoterrenos intentó cruzar el puesto policial sin autorización.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios