www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

peligra el vehículo eléctrico

Tres directivos de Renault, despedidos por sospechas de espionaje

jueves 06 de enero de 2011, 11:52h
El Gobierno francés confirmó hoy que el fabricante automovilístico Renault ha sido objeto de un caso de espionaje que consideró "grave" y que al parecer afecta al desarrollo de su vehículo eléctrico.
El ministro de Industria francés, Éric Besson, declaró a la radio "RTL" que Renault ha sido objeto de un caso de espionaje "grave". Según revela este jueves el diario "Le Figaro", tres altos ejecutivos del grupo automovilístico, miembros del comité de dirección de Renault, son sospechosos de haber filtrado datos estratégicos sobre el "proyecto estrella" del grupo, el vehículo eléctrico.

Besson añadió que ha pedido a los servicios de su ministerio que refuercen las obligaciones que tienen que seguir las empresas para garantizar la protección del secreto industrial en las compañías que reciben dinero público. El ministro indicó que se han aplicado medidas "de precaución" en relación con los tres altos directivos de Renault, pero no dio más detalles, solo que "parece que se trata del vehículo eléctrico, pero no quiero añadir más". Mientras tanto, el grupo automovilístico mantiene el silencio en relación con este escándalo.

Renault tiene previsto comenzar este año la comercialización de dos vehículos eléctricos, la berlina Fluence y la furgoneta Kangoo; más adelante venderá el Twizy y Zoe, cuya salida al mercado se hará entre la segunda mitad de 2011 y principios de 2012.

Según "Le Figaro", la revelación del espionaje sufrido por Renault equivale a un auténtico "terremoto" en la multinacional y asegura que uno de los tres autores de la filtración de datos es uno de los responsables de proyectos de la empresa.

Renault ha anunciado el despido de tres trabajadores de alto nivel por sospechas de que habrían revelado secretos, al parecer relacionados con el desarrollo de vehículos eléctricos. Estos "hechos muy graves" implican la transmisión de información sobre "activos estratégicos", indica la compañía en un comunicado. La prensa francesa sostiene citando fuentes que los secretos estarían relacionados con tecnología eléctrica, reto estratégico del sector automovilístico y objeto de espionaje industrial.

"Para Renault son hechos muy graves relacionadas con personas en una posición estratégica en la compañía", ha señalado el director jurídico y de deontología del grupo, Christian Husson. "Está justificada una decisión de conservación (...) con el objeto de proteger sin demora los activos estratégicos, intelectuales y tecnológicos de nuestra empresa", ha dicho.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.