www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

hasta 649 millones

JPMorgan quintuplica su oferta por Bear Stearns

lunes 24 de marzo de 2008, 11:23h
JPMorgan pactó la compra de su rival Bear Stearns a un precio de saldo, de 2 dólares (1,28 euros) por acción, lo que valora el banco en cerca de 236 millones de dólares (151,5 millones de euros). La nueva oferta impulsaría el precio total de la operación a los 1.000 millones de dólares (649 millones de euros).

Diversos grupos de accionistas de Bear Stearns han iniciado consultas con diferentes bufetes de abogados para estudiar el posible inicio de acciones legales contra el proceso de venta del banco, que cuenta con el respaldo de la Reserva Federal de EEUU (Fed). El escaso precio pactado por JPMorgan para hacerse con el quinto banco de inversión del mundo, así como las declaraciones realizadas durante los últimos días por los directivos de Bear Stearns, que aseguran que su situación de liquidez es buena, han levantado las iras de los accionistas.

La Fed, reacia al nuevo acuerdo
La Fed que debe dar el visto bueno al nuevo acuerdo, se mostró anoche reacia a la transacción, según destacó el rotativo estadounidense, después de numerosos días de "negociaciones secretas y frenéticas". Como resultado "aún es posible que el acuerdo renegociado sea pospuesto o descartado de manera definitiva", señalaron estas mismas fuentes.

Si la Fed rechaza el nuevo trato, se podría desatar la furia de los accionistas de ambas firmas por los impedimentos por parte del Gobierno para alcanzar un trato justo. El consejo de Bear Stearns ha estado intentando autorizar la venta del 39,5 por ciento de la firma a JPMorgan para dar impulso a la operación. Bajo las leyes estatales, una compañía puede vender hasta el 40 por ciento de su capital sin consentimiento de sus accionistas.

La renegociación del trato se produce después de una tumultuosa semana en Wall Street y Washington por la cercanía al colapso de Bearn y las inevitables consecuencias de su apresurado rescate por parte de JPMorgan. Aunque el acuerdo supuso un apoyo al mercado inmediatamente después de su anuncio, el controvertido papel del Gobierno en la transacción y sus términos iniciales han producido una gran polémica entre los accionistas y entre algunos círculos financieros que dudan de las intenciones de Washington.

Un operación polémica
Un nuevo acuerdo podría aumentar los interrogantes sobre la implicación de la Fed en la transacción. Según los actuales términos del mismo, la institución aceptó proporcionar una financiación especial y ha acordado hacerse cargo del pago de 30.000 millones de dólares (más de 19.000 millones de euros) del activo menos líquido de Bear Stearns. Según fuentes cercanas a estas negociaciones mencionadas por el diario, la Fed acordó con JPMorgan no pagar más de dos dólares por acción por Bear "para asegurarse de que no pareciera que los accionistas de la entidad estaban siendo rescatados".

Según el diario, si finalmente se incrementa el precio de la oferta, algunas voces críticas podrían reclamar la colaboración de los contribuyentes para el rescate de un banco que debería ser responsable por sí mismo de los riesgos en los que ha incurrido, esa es la razón por la que la Fed se muestra "indecisa" a la hora de dar 'luz verde' al nuevo trato, según las mismas fuentes. Ni JPMorgan, ni Bear Stearns, ni la propia Fed han realizado ninguna declaración al respecto de estas nuevas negociaciones, según el diario, aunque la institución presidida por Ben Bernanke negó que haya fijado el precio original de la operación.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios