www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

ZAPATERO Y RUBALCABA

lunes 21 de marzo de 2011, 12:14h
El pasado 15 de marzo publiqué en el diario El Mundo un artículo que reproduzco sin modificar una coma a continuación:

“Algunos dirigentes socialistas creen que Zapatero está dando largas a la situación pues tiene el propósito de continuar sacrificándose por la patria y mantener su candidatura a las elecciones del año próximo. Destacados barones consideran, sin embargo, que su tiempo ha concluido. A trancas y a barrancas, con la boca chica y las cejas circunflejas, el presidente dadivoso habría aceptado anunciar su retirada en las próximas semanas para convocar un Congreso extraordinario y proponer en él como candidato a Alfredo Pérez Rubalcaba. Se apunta incluso que Zapatero podría renunciar también a presidir el Gobierno como hizo Adolfo Suárez, aunque esto último no parece probable porque el presidente mantiene la apariencia de una relación constructiva e impecable con Rubalcaba.

No estamos ante una especulación política o periodística. Informaciones contrastadas consideran, como cuestión de hecho, la convocatoria de un Congreso extraordinario del PSOE para nombrar al sucesor de Zapatero y candidato a las próximas elecciones generales. El copresidente Rubalcaba, que ha superado ya su enfermedad, es el nombre que propondrá Zapatero. He tenido ocasión de conversar con varios altos dirigentes del partido socialista y casi todos confirman la operación. Se está a la espera, con cierta impaciencia, de la decisión presidencial. Felipe González, los barones destacados como Almunia, Solana y Solchaga, algunos presidentes autonómicos, y también Alfonso Guerra, han acorralado al inquilino de Moncloa y creen que le tienen ya escabechado.

Hay quien considera, sin embargo, que el taimado Zapatero le prepara una jugarreta a Rubalcaba. Una vez lanzado su nombre como candidato a las generales, un sector del partido clamaría por elecciones primarias, tal y como ocurrió en Madrid. En aquel caso, Zapatero era contrario y quería imponer a su paniaguada Trinidad. Ahora estaría enmascaradamente detrás de la operación. Como a él le corresponde convocar primarias dentro del partido, así lo haría, abrumado por el deseo de las bases socialistas. Rubalcaba no parece estar por la labor de someterse a esas elecciones internas y eso despejaría el camino para la tapada de Zapatero: Carmina Chacón.

La jugarreta, de ser cierta, está bien pensada y responde a la tradición con que el presidente del Gobierno actúa en política, según subrayan los zapaterólogos. Claro está que a las primarias podrían presentarse, además de Carmina, otros candidatos, entre ellos algún presidente de Comunidad, algún dirigente joven, también Pepiño Blanco. Ah, y José Bono”.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.