www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

ZAPATERO, ESCOCIDO

martes 17 de mayo de 2011, 13:21h
Siento simpatía personal por Zapatero, político rara avis que sabe encajar las críticas periodísticas. Me admira también su sentido de la cultura y he subrayado los aciertos de su política en este sector sustancial. No me sumaré a los que dentro de unos meses harán leña del árbol caído. Zapatero ha aprendido mucho y sería injusto no reconocer el buen sentido de sus últimas medidas económicas que no funcionan todo lo bien que debieran porque ha perdido la confianza nacional e internacional.

En los últimos días, he dedicado al presidente en el diario El Mundo una canela fina y una carta pública para reprocharle la desfachatez con que quiere endosar a José María Aznar el paro galopante que padecemos. Está claro que le han escocido mis reproches porque se ha lanzado en un mitin a asegurar que el 70% del paro actual deriva de la burbuja inmobiliaria, es decir, de la lenidad con que su antecesor trató el problema de la construccción desmesurada en España. Y no es así. El paro deriva, sobre todo, de las 400.000 pequeñas y medianas empresas que se han visto obligadas a cerrar por carecer de ayudas y de créditos, con la adenda de los innumerables eres de las que han sobrevivido. Mientras el Gobierno despilfarraba el dinero público en gastos suntuarios, electoreros, en subvenciones a las más variopintas asociaciones y fundaciones; mientras el derroche se desbocaba en un plan cretino de ayuda a los municipios, la caravana de las empresas privadas decrecía con cierres continuos y destrucción de empleos.

El paro, en fin, no deriva de la burbuja inmobiliaria ni tampoco de la crisis. Es fruto, sobre todo, de la torpeza de una política económica que no ha sabido mantener a cientos de miles de pequeñas y medianas empresas, que son las que de verdad conservan y generan el empleo.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.