www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

EL LUNES, A JUICIO

El asesino de Utoya quería asesinar a la ex primer ministro Brundtland

lunes 25 de julio de 2011, 13:21h
El presunto asesino acudió a la isla con la intención de matar a la ex primer ministro Gro Harlem Brundtland, conocida en Noruega como "la madre de la noción". Gro abandonó la isla unos minutos antes de la llegada de Breivik.
El presunto responsable del atentado de Oslo y la matanza de Utoya, Anders Breivik, ha confesado a la Policía que su objetivo era asesinar a la ex primer ministro Gro Harlem Brundtland, que dio un discurso en la isla el mismo día del ataque y que abandonó el lugar poco antes de que Breivik llegara, según ha informado el diario noruego 'Aftenposten'.

Brundtland encabezó tres legislaturas laboristas en los años ochenta y noventa y es conocida como 'La madre de la nación'. "Breivik tenía planeado ir a Utoya durante la visita de Brundtland, pero ha declarado que llegó con retraso", ha señalado el diario, que cita a fuentes anónimas. El diario señala que Breivik quería "golpear a Gro".

Brundtland, una médico educada en Harvard, es conocida por sus políticas sociales y fue presidente de la Organización Mundial de la Salud entre 1998 y 2003.

Breivik comparecerá ante un juez este lunes, momento en el que se espera que manifieste cuáles han sido sus motivos para supuestamente llevar a cabo ambos ataques.

Breivik, de 32 años, ha admitido ante la Policía que llevó a cabo ambos ataques, pero ha denegado cualquier responsabilidad criminal por los mismos. Al parecer, el sospechoso querría contar con una plataforma pública para explicar sus acciones.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.