www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

RUBALCABA NEGOCIA LAS ALIANZAS POSELECTORALES

sábado 13 de agosto de 2011, 17:56h
Alfredo Pérez Rubalcaba sabe que perderá las elecciones del 20-N. No parece posible superar los doce puntos de ventaja que las encuestas otorgan al PP sobre el PSOE. Pero el candidato socialista aspira a reducir esa ventaja. Su objetivo es que Rajoy quede a cinco o seis escaños de la mayoría absoluta. Todo el entorno rubalcábico trabaja con ese objetivo.

Si Rajoy no consigue mayoría absoluta, las alianzas poselectorales favorecen a Rubalcaba. El candidato socialista lo sabe y gestiona ya enmascaradamente con todos los partidos, salvo Bildu, prometiendo las más varias y comprometedoras concesiones. Rubalcaba sabe que perderá pero, aun siendo derrotado, podría gobernar. La anterior legislatura de Baleares es el ejemplo a seguir.

Mientras Mariano Rajoy se recrea en el incienso que, en su loor, Soraya y Dolores queman en Génova, el candidato del PSOE ultima acuerdos con los tres partidos nacionalistas de centro derecha: CiU, PNV y Coalición Canaria. Convergentes, peneuvistas y canarios saben que de Rubalcaba obtendrían mayor tajada que de Rajoy y aproximan, en consecuencia, posiciones. La opción socialista de Gobierno pasa por ellos, amén la alianza agria, pero probable, con Rosa Díez y con el partido comunista enmascarado en Izquierda Unida y, por supuesto, con ERC y BNG. Algunos escaños sueltos de UPN o eventuales agrupaciones de Aragón o Andalucía completarían las alianzas con que Rubalcaba se dispone a dejar a Rajoy con un palmo de narices.

Cuenta el candidato socialista con que derrotará al líder popular en los encontronazos de televisión. Si en las dos o tres ocasiones en que medirán sus fuerzas, las cosas le salen bien a Rubalcaba, la mayoría absoluta del PP podría esfumarse y empezar entonces el juego de las alianzas poselectorales.

Luis María ANSON

de la Real Academia Española

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios