www.elimparcial.es

zimbabwe

Outsider

La felicidad de uno podría ser la miseria del otro. Un caso sumamente extremo es el de los pilotos de al-Qaeda que estrellaron los aviones contra las torres del World Trade Centre de Nueva York. Es posible, según la filósofa Sissela Bok, que estos terroristas, convencidos de que iban a lograr la felicidad eterna en el paraíso, sintieron poco antes del impacto “una mezcla de dicha, exultación, gloria y poder cegador”. Nunca vamos a saberlo. Lo que sí sabemos es que mataron a unas 3.000 personas y destruyeron las vidas de muchas familias.

las esposas de los otros líderes políticos

Todo el mundo conoce, o al menos le suenan de oídas, los nombres de Michelle Obama o Carla Bruni. Las primeras damas de las grandes potencias acaparan, en ocasiones, incluso más miradas y flashes fotográficos que sus propios maridos. Hay un grupo de mujeres que son la antítesis de las consortes de Occidente. Son las esposas de los líderes del 'eje del mal', ese grupo de nueve países demonizados por el ex presidente norteamericano George W. Bush y que rara vez aparecen en las noticias. Poco se conoce sobre ellas y les rodea un halo de misterio y secretismo desmesurado pero, a pesar de lo que se pueda pensar, el papel que desempeñan en el discurrir de la política de sus países es activo y, en ocasiones, hasta crucial.
  • 1

conflicto de intereses

El continente africano se ha convertido en los últimos meses en el tablero en el que tanto Teherán como Tel Aviv se disputan su supremacía regional. Mientras que el régimen de los ayatolás busca apoyos a golpe de talonario para poder sacar adelante su programa nuclear en la ONU, Israel ha empezado a desempolvar sus relaciones diplomáticas con África tras más de dos décadas de ostracismo temeroso de que el avance de Irán en la región haga peligrar no sólo su seguridad, sino la de sus pocos aliados en la zona.