www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

España, diez años fuera de Irak

martes 22 de abril de 2014, 08:22h
Se cumplen ahora diez años del repliegue unilateral de las tropas españolas destacadas en Irak ordenada por José Luis Rodríguez Zapatero. Con motivo de este aniversario, el entonces presidente escribía ayer un artículo en el que defendía su decisión -“basada en un compromiso electoral”- e intentaba salir al paso de las críticas que suscitó. Era, desde luego, otra forma de concebir la política exterior; por lo demás, nefasta. Aún hoy la imagen exterior del país no ha acabado de recuperarse, aunque al menos sí vuelve a tener algo del prestigio perdido.

La retirada de las tropas de Irak fue, efectivamente, un compromiso electoral de José Luis Rodríguez Zapatero. Podrá estarse o no de acuerdo con dicho compromiso, pero su cumplimiento debía llevarse a efecto una vez ganadas las elecciones. Lo cuestionable, sin embargo, no es la retirada en sí misma, sino cómo se hizo: sin informar al mando conjunto aliado y sin dar opción a que el contingente internacional hiciera frente a ese imprevisto. Un despliegue militar no es algo se improvise. Requiere unos tiempos y procedimientos que Zapatero, por mor de su desconocimiento y falta de interés en materia exterior ignoró –o, lo que es peor, para escenificar un plante mediático. No se critica, pues, la decisión de un país soberano, sino el modo de implementarla.

Hoy las circunstancias son diferentes, y otros los retos en el concierto internacional. La forma en que se hizo el repliegue militar de Irak debe servir como ejemplo de cómo no han de hacerse las cosas. Porque, con independencia del partido que esté en el gobierno, los compromisos internacionales están para respetarse. Y si por cualquier motivo un país desea resolver el acuerdo, ha de actuar conforme a lo rubricado, y no de cara a la galería.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.