www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

EXPOSICIÓN

Los dibujos de Anne-Marie Schneider, por primera vez en España en el Reina Sofía

miércoles 16 de noviembre de 2016, 12:33h
Caras que se transforman en olas, cuerpos que acaban por ser casas y cuentos transformados en coloridos dibujos, son algunas de las 250 obras de la francesa Anne-Marie Schneider que componen la primera exposición en España sobre la artista, abierta desde este miércoles en el Museo Reina Sofía.


El Museo Reina Sofía presentó la primera exposición que se organiza en España de Anne-Marie Schneider (Chauny, Francia, 1962). La muestra se centra en la evolución de la artista desde sus primeros dibujos minimalistas, realizados a finales de la década de los 80, donde la línea y el trazo eran protagonistas, hasta la incorporación progresiva del color en los años 90, cuando ambas formas se alternan hasta llegar a las composiciones más recientes.

La exposición propone un recorrido a través de cerca de 250 obras –entre dibujos, pinturas y películas– que acercan al espectador el universo creativo de la artista. Una variada iconografía que recoge su visión personal e íntima, cercana a la emoción, junto a la capacidad de inspirar lecturas que enlazan la fantasía y las situaciones más cotidianas. Las referencias a acontecimientos políticos y sociales de nuestro tiempo, tratadas con sátira y humor negro, son también una constante en la práctica de Schneider.

El comisario de la muestra y director del Museo, Manuel Borja-Villel, considera el arte de Schneider a "un nivel poético".

De la anti-pictórica a la policromía

La línea es el enunciado elemental del imaginario de Anne-Marie Schneider en el que la actividad autobiográfica y la escritura de Franz Kafka y Virginia Woolf están muy presentes. El trazo remite a la escritura gestual y da forma a un enigmático universo de personajes cuyos cuerpos a menudo se desarman y rearman en fragmentos, se prolongan en el espacio doméstico y se proyectan en el paisaje. Su fascinación por las situaciones cotidianas y los objetos más banales desvela en el trazo una violencia más o menos explícita. La fábula, la sátira, el humor negro y lo absurdo componen una obra donde la improvisación convive con el gesto preciso y calculado.

La exposición que acoge el Reina Sofía presenta la evolución de su trabajo desde los dibujos iniciales marcados por la sobriedad lineal y anti-pictórica hasta en los que el color cobra protagonismo a finales de los noventa. El color de las primeras experiencias sirve de relleno para la línea, pero pronto la artista empieza a diferenciar trazo y mancha para dar paso tanto a la policromía como al plano monocromo con los que amplía el repertorio temático, abordando la fábula en La bella y la bestia (2009) para regresar al cuerpo y al espacio en sus gouaches más recientes.

En 1996 Schneider produce una serie dedicada al desalojo de los “sin papeles” de Saint-Bernard que marca una ruptura con el universo íntimo que hasta esa fecha había poblado su obra. La muestra incluye esta importante serie, que pudo verse en la Documenta X de Kassel (1997), así como las cuatro películas que ha realizado hasta el momento y que, de alguna manera, trasladan el dibujo y la gráfica a la pantalla, haciendo uso de la imagen en movimiento como herramienta de reproducción del mundo y del montaje como medio para registrar los movimientos de los seres y cosas que forman parte de la realidad.

En conjunto, un recorrido "personal sobre su propia vida", ha añadido Borja-Villel, en el que esta visión íntima de la artista combina fantasía con la realidad de situaciones cotidianas. Además de la exposición, que estará abierta hasta marzo de 2017, el Museo Reina Sofía coeditará junto a Éditions L'Arachnéen un catálogo sobre la obra de Schneider que contará con un texto de Jean-François Chevrier.

El trabajo de Anne-Marie Schneider está presente en las colecciones francesas del Musée d’Art moderne de la Ville, Centre Pompidou y Fonds national d’art contemporain de París; FRAC Haute de Rouen; FRAC Picardie de Amiens, y FRAC Provence Alpes Côte d’Azur de Marsella, como también en el Musée des Arts Contemporains – Site du Grand-Hornu de Boussu (Bélgica); Museum Overholland en Ámsterdam y Museum Het Domein en Sittard (Holanda), y Yale University Art Gallery de New Haven (Estados Unidos). En el año 2010 fue nominada al Prix Marcel Duchamp de l’Association pour la Difusion Internationale de l’Art français (ADIAF).
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.