www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

Libros gratuitos

Peatones de toda la geografía podrán toparse con libros en la calle

sábado 26 de enero de 2008, 22:52h
La plaza de Oriente de Madrid estrena actividad cultural. Hoy los paseantes podrían ver repartidos por los bancos, parterres y estatuas decenas de libros de escritores de la talla de Mario Mendoza, entre otros. Muchos dudaban si llevárselos o no. Esta escena se ha repetido en diferentes enclaves de la geografía española. Concretamente en catorce ciudades en los que la editorial Seix Barral propone el intercambio de libros o “Bookcrossing”, que libera más de mil ejemplares galardonados en diferentes ediciones por el premio Biblioteca Breve.

De forma gratuita, los bookcrosser de todo el mundo registran sus libros en la página web "www.bookcrossing.com" y después los "liberan" en cualquier lugar para que otra persona "los cace" y pueda disfrutar con su lectura. El club de libros no conoce límites y quiere convertirse en una biblioteca global. Barcelona cuenta con casi 6.000 miembros, seguida de cerca por Madrid con 5.300. En total son más de 600.000 los lectores que intercambian obras en todo el mundo, de los cuales 32.000 son españoles.

Cualquier sitio era bueno para dejar hoy un ejemplar de "En busca de Klingsor", de Jorge Volpi; de "Satanás", de Mario Mendoza, o de "El séptimo velo", de Juan Manuel de Prada: una ventana, el banco de un parque, jardineras, las estatuas de una plaza, el hueco que hay entre dos piedras de una catedral o el puesto de un mercado.

El "Bookcrossing" conquista España
Madrid, Barcelona, Valencia, Sevilla, Valladolid, Bilbao, Ávila, Zaragoza, Santander, A Coruña y Girona son algunas de las ciudades españolas donde numerosas personas se han llevado libros, aunque, en algunos casos, como pudo comprobar la agencia de noticias Efe, no se atrevían a cogerlos por si acaso alguien les llamaba la atención.

Otras, en cambio, habían leído información en prensa sobre la iniciativa de Seix Barral y Bookcrossing y acudían ilusionadas a los lugares de intercambio para hacerse con un ejemplar y preguntar, si no lo conocían, en qué consiste este movimiento que tanto entusiasma a quienes lo practican.

En Barcelona "la liberación" de libros se hizo en la plaza de la Catedral y en diferentes rincones del barrio Gótico y, según le dijo a EFE Raquel Carlús, responsable del movimiento en la ciudad condal, tuvo "muy buena acogida".
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.