www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

ESPACIO

Cassini, tras 13 años de exitoso examen in situ de Saturno, llega a su fin
(Foto: ESA)

Cassini, tras 13 años de exitoso examen in situ de Saturno, llega a su fin

EL IMPARCIAL
lunes 04 de septiembre de 2017, 22:35h
En este septiembre llega a su fin un proyecto revolucionario.

Tras casi 13 años orbitando Saturno, la misión internacional Cassini-Huygens esta a punto de abrir su último capítulo: la nave se está sumergiendo cada vez más entre el planeta y sus anillos, para finalizar con un espectacular descenso en picado hacia la atmósfera del planeta el día 15 de septiembre. El proyecto conjunto de la NASA, la ESA y la ASI, la agencia espacial italiana, efectuó el 22 de abril con éxito su 127º y último sobrevuelo de la mayor luna saturniana, Titán.

Dicha maniobra permitió orientar la nave hacia la trayectoria de su Gran Final: una serie de 22 órbitas, de una semana cada una, que la acercarán al planeta y en las que irá atravesando sus anillos internos y su alta atmósfera. El 26 de abril cruzó por primera vez el plano de los anillos en una serie de maniobras que concluirá en este septiembre. Una obra que ha recopilado datos sin precedentes para responder a cuestiones fundamentales sobre el origen de Saturno y su sistema de anillos.

En 1997, la nave Cassini-Huygens comenzó un viaje de siete años a través del Sistema Solar, llegando a Saturno en julio de 2004. Algunos meses después, el orbitador liberó la sonda Huygens de la ESA, que aterrizó en Titán el 14 de enero de 2005: era la primera vez que se aterrizaba en el Sistema Solar exterior. El balance es inmejorable: se ha mejorado de manera enorme nuestra comprensión del entorno saturniano, incluyendo el sistema de anillos y lunas del planeta gigante. No obstante, la misión reveló los procesos atmosféricos de esta luna y su evolución estacional, así como la morfología de su superficie y su estructura interna, que podría incluir un océano de agua líquida.

Envuelta en una densa atmósfera de nitrógeno y cubierta en parte por lagos y ríos, Titán presenta un ciclo meteorológico e hidrológico con interesantes parecidos a los de la Tierra. No obstante, las diferencias son importantes: el componente clave de Titán no es el agua, como en nuestro planeta, sino el metano, y la temperatura es muy baja, de unos -180 °C en la superficie. El descubrimiento de esta información es uno de los hitos del proyecto.

Pero en su lista de logros también destaca la detección de una columna de vapor de agua y materia orgánica que expulsaban al espacio una serie de fracturas calientes cerca del polo sur de la luna helada de Saturno, Encélado. Estos chorros salinos indican la presencia de un mar subterráneo de agua líquida pocos kilómetros bajo la superficie helada de esta luna, como confirmaron las mediciones de gravedad y rotación.

Además, se reveló la presencia de gas de hidrógeno en la columna, sugiriendo que las rocas podrían reaccionar con el agua cálida del fondo marino del océano subterráneo de esta luna. Esta actividad hidrotermal podría suponer una fuente de energía química para la vida, facilitando procesos biológicos no fotosintéticos similares a lo que se encuentran cerca de las fuentes hidrotermales en el fondo oceánico terrestre y que apuntarían a una potencial habitabilidad del océano de Encélado.

Son casi diez años de revolucionarios descubrimientos. Ahora fronta su recta final, con poco combustible para corregir su trayectoria, por lo que se decidió cerrar la misión haciendo que se precipitara en la atmósfera saturniana el día 15 de septiembre de este año. Durante el proceso, Cassini se desintegrará, cumpliendo los requisitos de protección planetaria para evitar la posible contaminación de las lunas saturnianas que podrían albergar condiciones aptas para la vida.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios