www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

A golpes

Piden 20 años por matar a un bebé que le hizo perder una partida de videojuego

domingo 06 de julio de 2008, 13:56h
El juicio contra Luigi D.G., de 19 años y de nacionalidad dominicana, que ha matado a un bebé, comenzará el próximo martes en la Audiencia de Tarragona y está previsto que se alargue hasta el 16 de julio.

Las conclusiones provisionales del fiscal relatan que, entre las 12.30 y las 14.20 horas del 1 de septiembre del año pasado, el acusado se encontraba en el domicilio de la calle Maria Antonia París, de Reus, donde convivía con su pareja sentimental y el hijo de ésta.

El procesado se había quedado a cargo del menor, Yomar José, de un año, ya que su pareja se había ido a casa de la madre del acusado.

Se da la circunstancia de que recientemente Luigi D.G. ha tenido una hija con la madre de la víctima y que su compañera le visita regularmente en la cárcel.

El fiscal sostiene que el joven jugaba con una videoconsola en una habitación del domicilio cuando el pequeño introdujo una mano en los mandos y le hizo perder una partida, a lo que el acusado reaccionó "golpeando al niño con el puño cerrado en la zona abdominal".

Como consecuencia del golpe, el menor cayó de la cama al suelo, llorando fuertemente. A continuación, "el acusado cogió con fuerza al niño por la cintura y, estando éste con la cara hacia el suelo, lo levantó a pulso y lo lanzó sobre la cama, mientras el niño continuaba llorando y gritando", señala el escrito de la fiscalía.

Una vez en la cama, "le golpeó fuertemente en la cabeza con la palma de la mano derecha en la que portaba un anillo" y en la espalda con el puño cerrado.

Posteriormente "dejó al niño en la cama, mientras éste gemía y se quejaba", hasta que el pequeño se calló, momento en el que llegó la madre, que se dio cuenta de que el niño no reaccionaba, ya que había fallecido a consecuencia de un traumatismo abdominal que le había provocado una hemorragia interna.

Según el fiscal, los hechos son constitutivos de un delito de asesinato con la concurrencia de la agravante de parentesco, y pide para Luigi D.G., que se encuentra en prisión desde que fue detenido, una pena de 20 años de cárcel.

La acusación pública solicita, además, que el acusado indemnice a la madre de la víctima con 95.000 euros.

La acusación popular, ejercida por la Generalidad, coincide en la petición del fiscal de una pena de 20 años de cárcel por asesinato, mientras que la defensa reclama la libre absolución de su cliente o, en su defecto, la condena por un homicidio imprudente.

En sus calificaciones provisionales, el abogado defensor sostiene que su cliente, Luigi D.G., acabó con la vida del hijo de su compañera sentimental encontrándose en un estado "de locura" debido a "su adicción al juego".

En este sentido, la defensa considera que su cliente se encontraba en un estado de enajenación mental transitoria "causada por las largas horas" que llevaba jugando a "Mortal Combat", un juego "de violencia extrema" y "como consecuencia del enfado que le produjo la pérdida de una partida".
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios