www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

MODA

Fashion Week Madrid | La moda masculina cobra protagonismo en la pasarela

EL IMPARCIAL/Efe
domingo 28 de enero de 2018, 18:04h
La moda de hombre adquiere cada vez más protagonismo en la pasarela madrileña, según se ha visto en la quinta jornada, en la que los diseños de García Madrid, junto a las propuestas de Ion Fiz y Miguel Marinero, han dejado claro que la sastrería masculina se instala en el día a día.

Lo moderno y lo clásico caminan juntos en las propuestas de García Madrid, diseñador que ha comenzado su colección con prendas de noche, pero con una visión de traje de día.

Si en sus propuestas anteriores se habían vistos siluetas muy ceñidas, ahora García Madrid defiende volúmenes más amplios y pantalones con pinzas. También propone chaquetas brocadas con vistosas flores, abrigos de lana de doble cara, americanas de terciopelo y piezas de lana merina.

La sastrería masculina también tiene cabida en el desfile de Miguel Marinero, quien, por primera vez, ha presentado dos estilismos en colaboración con la firma Lander Urquijo.

En esta ocasión, ha presentado una colección en la que priman las líneas rectas, vestidos largos cortados al biés y lenceros más mini. Abrigos y trajes de "tweed", un tejido que han confeccionado en los mismos talleres que en sus inicios utilizó Coco Chanel, y con el que trabajan la dualidad noche y día.

Ion Fiz, que siempre trae a la pasarela madrileña alguna pieza para hombre, en esta ocasión incluye muchas más y desarrolla una pequeña colección con prendas de los setenta y de los ochenta tanto informales como más vestidas.

El diseñador vasco ha hecho un guiño a todos las personas que pasaban por la mítica discoteca Studio 54, de Nueva York. Así, ha subido a la pasarela prendas estilizadas y cortes lineales que se rompen en asimetrías cuando trabaja escotes y faldas.

Femenina y en exclusiva para la mujer, a primera hora de la mañana, Marcos Luengo mostró una colección inspirada en el artista japonés Tadanori Yamaguchi, que le ha llevado hasta el "japonesismo" que adoptaron los impresionistas franceses.

Una vez más, el cuero ha sido uno de sus puntos fuertes; el desfile lo abrieron varios diseños de abrigos y vestidos con napa de cordero metalizado, una colección que ciñe al cuerpo de la mujer con tres largos diferentes mini, midi y extralargo. Igualmente, prendas de terciopelo de seda bordada, cristales forrados de gasa, se han incorporado a los diseños que este domingo ha presentado.

El lúrex, el lamé y los brillos han sido el hilo conductor de la colección de Juana Martín, quien propone prendas urbanas conjuntadas con otras que invitar a bailar.

La diseñadora vuelve a mirar a sus referencias de siempre, su tierra, su cultura, sus raíces y confecciona vestidos y faldas con lazos y volantes, pero ninguno flamenco.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios